23 de mayo de 2019
7 de abril de 2010

PSOE pedirá hoy en el Pleno del Ayuntamiento de Valladolid la revisión de los precios de la ayuda a domicilio

VALLADOLID, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Municipal Socialista presentará en el pleno del Ayuntamiento de Valladolid de hoy una moción por la que insta al equipo de Gobierno a promover a nivel regional la revisión de los criterios y fórmulas para el cálculo de los precios de ayuda a domicilio.

Según informó el Grupo en un comunicado recogido por Europa Press, el PSOE instará también al Ayuntamiento a la modificación unilateral de las tarifas a fin de hacerlas "menos gravosas" para los usuarios en caso de que éstas no se hubieran revisado antes del 1 de junio.

El PSOE realiza esta propuesta una vez conocido que algunos ayuntamientos y diputaciones de la Comunidad no han puesto en marcha la subida de precios a pesar del acuerdo regional suscrito y a la espera de que se corrijan "algunos aspectos que redundan en un claro perjuicio para los usuarios".

"Mientras, sin embargo, en Valladolid los ciudadanos llevan soportando el sobrecoste desde el 1 de enero", destacaron las mismas fuentes antes de recordar que en la Comisión de Hacienda del 26 de noviembre pasado y con el voto contrario de los grupos de la oposición, el PP en el Ayuntamiento aprobó los precios públicos por la prestación de los servicios de ayuda a domicilio que entraron en vigor el primer día del año, lo que provocó la baja de 286 usuarios "que no pudieron soportar el sobrecoste del servicio".

A su juicio, el Partido Popular ha justificado el incremento, "que triplicó y cuadruplicó los precios anteriores", en que todos los ayuntamientos mayores de 20.000 habitantes y diputaciones de la Comunidad habían llegado a un acuerdo para homologar los costes "e insistentemente, además de culpabilizar al acuerdo interprovincial, reiteraron la mentira de que la subida de precios era consecuencia de la ley de Dependencia, a sabiendas de que tal cosa era falsa".

"Ahora, sin embargo, se conoce que no todos los usuarios de Castilla y León han sufrido por igual las consecuencias de ese acuerdo y que algunas instituciones, pensando en sus ciudadanos, y poniendo los intereses de estos por encima de cualquier otra cosa, han decidido suspender por el momento la aplicación del acuerdo", señaló el PSOE antes de apuntar a las diputaciones de Ávila y Salamanca y a los ayuntamientos de Salamanca y León como instituciones que no han puesto en marcha la subida de precios.

"A preguntas del Grupo Socialista en la Comisión de Bienestar Social, la propia concejala, Rosa Hernández, ha reconocido la necesidad de modificar las fórmulas aplicables al cálculo de los precios de forma que parece claro que la ciudadanía de Valladolid lleva más de tres meses soportando estos costes mientras que otros responsables políticos han tenido la prudencia de no ponerlos en marcha hasta que no se corrijan algunas de sus desfavorables consecuencias", subrayó el Grupo Municipal Socialista.

Por ello, el PSOE considera que los usuarios de estos servicios en Valladolid ya se han visto "lo suficientemente perjudicados" como para que de ahora en adelante "sigan siendo los paganos de estas medidas supuestamente consensuadas a nivel regional y que en cambio, no todos están sufriendo por igual".

Asimismo, el Grupo Socialista reclama a los concejales del PP que, "dado que no han defendido en su momento" los intereses de sus ciudadanos, "al menos reparen ahora mínimamente ese daño y aceleren la revisión de los criterios para que los precios sean más asequibles y progresivos con respecto a los niveles de renta de los ciudadanos".