25 de marzo de 2019
  • Domingo, 24 de Marzo
  • 14 de enero de 2008

    Tribunales.- Juzgan hoy a la dueña del bar 'Rayoli' y su hermano, que se enfrentan a penas de 11 años por traficar

    VALLADOLID, 14 Ene. (EUROPA PRESS) -

    La Audiencia de Valladolid sentará hoy en el banquillo a la propietaria del bar 'Rayoli', María Dolores G.A, y su hermano Álvaro, detenidos en junio de 2006 en el marco de la denominada 'Operación Esperanto' y para quienes el Ministerio Fiscal solicita penas de 11 años de cárcel para cada uno de ellos por traficar con drogas en el referido establecimiento situado en la zona de La Farola, fundamentalmente cocaína y hachís.

    En su escrito de calificación provisional de los hechos, el Ministerio Fiscal solicita igualmente para cada uno de los procesados una multa de 1.800 euros, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

    La detención de Álvaro y María Dolores G.A, de 30 y 33 años, respectivamente, se produjo el día 1 de junio de 2006 después de que fuera registrado su bar, sito en el número 18 de la calle que da nombre a la intervención y fueran halladas distintas sustancias estupefacientes, en concreto 5,68 gramos de cocaína con una pureza del 34,07 por ciento, 1,67 gramos de hachís y 0,07 gramos de semillas de cannabis sativa, junto con una riñonera con 475 euros y recortes circulares para la confección de papelinas.

    La intervención policial se produjo sobre las 19.30 horas, momento en el que Álvaro G.A, quien ayudaba a su hermana en las tareas de servir consumiciones, colocar mercancía y limpiar, acababa de vender, presuntamente, a un toxicómano dos papelinas que contenían 1,16 gramos de cocaína.

    Tras el registro del bar, los funcionarios hicieron lo propio con un domicilio que el procesado posee en el número 9 de la calle Solana en Santibáñez de Valcorba, donde se incautaron de una placa de 98,50 gramos de hachís y 557,12 gramos de cannabis sativa, además de 635 euros procedentes, supuestamente, de la venta de tales sustancias.

    Se da la circunstancia de que el referido bar no es la primera vez que era registrado por la Policía Nacional. De hecho, ya lo fue el 18 de junio de 2004, fecha en la que entonces se ocuparon 300 gramos de cocaína, dos trozos de hachís con un peso de 1,77 gramos, tres cajas metálicas con restos de marihuana, dos cuchillos con la hoja impregnada de hachís, una báscula de precisión con restos de sustancia, dos botellas de vidrio con una sustancia vegetal en maceración que resultó ser cannabis sativa y 1.580 euros.

    En la mencionada operación se detuvo entonces al propietario del establecimiento, José Ramón V.F, esposo de María Dolores y cuñado de Álvaro y que en la actualidad se encuentra en prisión por aquella causa, ya que la Audiencia vallisoletana le impuso una condena de 9 años cárcel.