21 de noviembre de 2019
  • Miércoles, 20 de Noviembre
  • 30 de noviembre de 2009

    200 delegados sindicales protestarán ante Educación contra el nuevo calendario escolar

    BARCELONA, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Unos 200 delegados sindicales protestarán el 2 de diciembre ante la Conselleria de Educación contra el nuevo calendario escolar, y se convocará una huelga de profesores si no se retira, anunciaron hoy USTEC·STEs, CC.OO., ASPEPC-SPS, y FETE-UGT en un manifiesto conjunto.

    En el manifiesto, los sindicatos mostraron su "total rechazo" a la propuesta de calendario de la Conselleria por introducir cambios que "empeoran" las condiciones de los profesores, la calidad de la educación, y la conciliación de las familias de forma "irresponsable" y sin el consenso de delegados, profesores ni familias.

    Acusaron a la Conselleria de actuar de modo "imprudente, precipitado y con mala fe", y criticaron su falta de respeto por la negociación colectiva al reducir la Mesa Sectorial de Enseñanza a un ente puramente informativo.

    Asimismo, tildaron la actitud del conseller de Educación, Ernest Maragall, de "antidemócrata", y consideraron que publicar la propuesta antes de debatirla con los agentes implicados fue un intento de imposición mediática.

    La portavoz de USTEC·STEs, Rosa Canyadell, informó de que padres y profesores se concentrarán el 11 de diciembre ante Servicios Territoriales y ayuntamientos en diversas localidades catalanas para mostrar su desacuerdo con el calendario.

    Canyadell opinó que en plena crisis es una "broma de mal gusto" pedir a las familias que se vayan a esquiar durante la semana blanca en febrero, y subrayó que las vacaciones de niños y padres deben coordinarse. No corresponde a la escuela solucionar los problemas de conciliación, dijo, y añadió que se está empezando la casa por el tejado.

    El representante de la Federación de Enseñanza de CC.OO. Àngel Garcia afirmó que la propuesta de calendario es una medida "populista" que no soluciona los problemas reales de los centros --recorte de plantillas y masificación de las aulas--, y pidió responsabilidad a Maragall.

    La portavoz de FETE-UGT, Roser Font, lamentó que el conseller rechazara las cuatro recomendaciones que el sindicato le hizo para elaborar el calendario, y exigió que lo retire. Las condiciones laborales de los profesores, que incluyen horarios y días de vacaciones, no pueden "imponerse" sin diálogo, apostilló.

    El representante de ASPEPC-SPS, Xavier Massó, señaló que el calendario es "desastroso", y coincidió con los otros portavoces en que empeora la situación de la enseñanza. La propuesta es una "huida hacia adelante" ante el rechazo generado por la Ley de Educación de Catalunya, concluyó.