24 de febrero de 2021
17 de enero de 2019

Àlex Ollé (La Fura) se sumará al proyecto de Garcia de Gomar en el Liceu

Àlex Ollé (La Fura) se sumará al proyecto de Garcia de Gomar en el Liceu
DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS - ARCHIVO

BARCELONA, 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

Aspira a reivindicar el trabajo en equipo y revisitar el repertorio desde una óptica actual

BARCELONA, 17 (EUROPA PRESS)

El futuro director artístico del Gran Teatre del Liceu de Barcelona, Víctor Garcia de Gomar, ha anunciado este jueves que incorporará como asesor artístico a Àlex Ollé, uno de los fundadores de la compañía La Fura dels Baus, para que "ayude a relacionar su mirada con el mundo, y en cuestiones estéticas".

En rueda de prensa, De Gomar --que dejará su cargo como director artístico adjunto del Palau de la Música y se incorporará el 2 de septiembre al teatro en sustitución de Christina Scheppelmann-- ha dicho que Ollé también dirigirá en la sala cuatro coproducciones --dos de ellas nuevas entre el Liceu y otro teatro, y dos reposiciones de Ollé inéditas en Barcelona--, y que además se encargará de un 'mentoring' a jóvenes directores de escena dentro del programa Opera Studio.

Preguntado sobre el coste de este fichaje, el director general del Liceu, Valentí Oviedo, ha detallado que las coproducciones tendrán "un precio de mercado" estipulado en torno a la dirección de escena, mientras que el 'mentoring' entrará dentro de las producciones.

Sobre el coste la asesoría artística ha dicho que a sus 60 años y habiendo tenido la oportunidad de dirigir en todos los lugares, está ilusionado por el proyecto y por poder aportar y devolver al Liceu parte del conocimiento y experiencia, de modo que los honorarios que cobrará serán "muy pequeños por lo que supone el personaje".

El tándem con Ollé materializa el principal objetivo de Garcia de Gomar en esta nueva etapa de trabajar en equipo, convirtiendo la sala en un "espacio de reflexión" con nuevas ideas y visiones disruptivas, contemporáneas e innovadoras en base a cuatro ejes: teatro, programa educativo, público e innovación, con unos resultados que se empezarán a ver tras la temporada 2019-2020.

TEATRO Y PROGRAMA EDUCATIVO

En el eje de teatro, Garcia de Gomar ha abogado por una programación con una dramaturgia que tenga una línea estable; así como por un diálogo con otras artes, por ejemplo usando el Saló dels Miralls para exponer pintura relacionada con la temática de las óperas.

También buscará realizar nuevos encargos a compositores nacionales e internacionales; realizar residencias plurianuales; revisitar el gran repertorio acercando al máximo la ópera a los temas de hoy, y trabajar los nuevos formatos: como el pequeño y medio formato.

También ha citado la necesidad de reivindicar un proyecto mediterráneo singular, así como que el coro y la orquesta sean embajadores nacionales e internacionales de "notoriedad", y que la danza llegue al Liceu en su versión de gran formato.

Como eje educativo, ha reivindicado las actividades pedagógicas como "necesidad básica" para reducir las desigualdades y para formar a ciudadanos críticos, así como el desarrollo del programa juvenil Opera Studio, y la producción de espectáculos participativos.

PÚBLICO E INNOVACIÓN

Sobre el eje del público, ha destacado su intención de hallar nuevos públicos y saber qué quieren, además tener un proyecto social donde se integren todos éstos: "El público del Liceu no es uno, sino muchos".

Sobre la innovación, bautizada como LiceuLab, ha avisado de que quiere experimentar con nuevos formatos, estudiar a los distintos públicos de diversos modos, donde "el Foyer jugará un rol muy significativo", con pequeñas óperas de cámara, estrenos contemporáneos y performances inesperadas.

"Queremos conjugar tradición e innovación, que lo sublime conecte con la diversidad de públicos, y ha abogado por instalar una dosis de caos en el teatro lírico preguntándose qué queda de la radicalidad del género de la ópera.

Su vocación será sorprender "en el sentido griego de la palabra: con el deseo de aprender, invitando a gozar, pensar y crecer"; y ha destacado que si algo ha aprendido de su etapa en el Palau es a ilusionar al público, ya que entró después del desfalco de Félix Millet y tuvo que ilusionar a un público que había dejado de confiar en el equipamiento.

La directora artística saliente, Christina Scheppelmann, no ha asistido a la rueda de prensa al encontrarse de viaje fuera de Barcelona, aunque Garcia de Gomar ha destacado su "enorme profesionalidad" y el hecho de que haya dejado programadas dos grandes temporadas en la sala.