21 de abril de 2019
1 de junio de 2014

Backman salta al papel con una novela sobre la complejidad humana

El libro alcanza los 800.000 ejemplares vendidos y será traducido en 25 países

Backman salta al papel con una novela sobre la complejidad humana
MARTA CALVO/PENGUIN RANDOM HOUSE

   ESTOCOLMO (SUECIA), 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

El columnista y 'blogger' sueco Fredrik Backman ha saltado al papel con un retrato de las "múltiples capas del ser humano" en su primer libro 'Un hombre llamado Ove'.

   La obra, publicada por Grijalbo, está protagonizada por un sesentón antipático y gruñón que en Suecia ha conseguido vender 800.000 ejemplares.

    En una entrevista de Europa Press, Backman ha explicado que el objetivo de este libro es demostrar que "hay muchas capas en cualquier ser humano", ya que al final de la obra Ove continúa siendo tosco y gruñón aunque la gente de su alrededor lo vea distinto y más humano.

    Ove encarna al típico cascarrabias casi sesentón, que insiste en la exigencia de mantener el orden y la disciplina a pesar de todos sus vecinos, quienes tratarán de aproximarse a él llevándose una nueva impresión, especialmente la nueva vecina iraní, Parvaneh.

     "Ove no tiene mala intención ni animosidad, no tiene mal fondo, solamente es cuadrado", ha defendido el autor, que ha desvelado que es una especie de fusión entre el padre del escritor, él mismo y experiencias aportadas por los lectores del blog de Backman, donde éste escribía bromas y comentarios de discusiones con su mujer, que después extendió a comportamientos de su padre que tuvieron muy buena aceptación.

    "Los lectores empezaron a hacer comentarios", relata Backman, aunque ha concretado que entonces se cruzó en su camino una anécdota presenciada por su amigo escritor y 'blogger' Jonas Cranby que le hizo ver que sería el personaje de su novela.

    Estando Cranby en un museo oyó cómo un hombre de unos 60 años, acompañado de su mujer se enzarzó en una acalorada discusión con la chica de información por cómo se pronunciaba el nombre de un pintor húngaro: "El señor se sintió tan insultado de que le corrigieran la pronunciación, que empezó a doblar el folleto y a hablar a la chica como si llevara una porra".

    La historia acabó con la esposa diciéndole: "Ove, vámonos a casa", con lo que él se sintió identificado al estar siempre peleando por nada, especialmente cuando le toca lidiar con los teleoperadores, así que tomó prestado lo peor de sí mismo y lo mejor de su padre para plasmar esta historia, reconoce.

    En cambio, el personaje de Parvaneh toma inspiración de las tías de su esposa --también iraní-- que, huidas del Irán revolucionario de 1979, son una especie de supervivientes: "Si las pusieran en una avión y las dejaran en cualquier lugar del mundo, al volver dos semanas más tarde sabrían el idioma, tendrían un trabajo y conocerían a todos los vecinos".

     De ellas nace este carácter de su protagonista femenina, que impone a Ove su amistad "tanto si le gusta como si no" en una especie de compasión por el protagonista, quien tiene reminiscencias al papel de Clint Eastwood en 'Gran Torino'.

     Estos personajes dibujan un mundo del que Ove se siente algo ajeno, especialmente por el desarrollo de la tecnología y la necesidad de conocer un lenguaje que él ha decidido obviar, y que Backman extrapola más allá: "El mundo está avanzando muy deprisa y tienes que saberlo todo".

SUECIA Y ESPAÑA

     España también está presente en su debut literario a través de un viaje de Ove porque, argumenta, "Suecia tiene una relación muy estrecha con España, más que con cualquier otro país", y que en su caso va más allá, ya que fue en Barcelona donde se le declaró a su mujer y adonde han viajado en bastantes ocasiones.

    Sobre Suecia, ha explicado que Ove ilustra en parte aquella sociedad caracterizada por no decir lo que piensa y ser, en el fondo, extremadamente "dramática" porque, explica, nunca ha presenciado una pelea entre vecinos, ya que si alguien tiene un problema no le llamará la atención en persona sino que le pondrá en el buzón "la carta más furiosa que haya recibido nunca".

     De hecho, una trama candidata a próxima novela es el episodio registrado en su comunidad de vecinos, donde abrieron un foro interno de comentarios anónimos y, debido a "la escalada de violencia y las amenazas", tuvieron que cerrarlo, pese a que nunca nadie había levantado la voz a otro.

     'Un hombre llamado Ove' se publicará 25 en países, entre ellos Alemania, Francia, Italia, Brasil, China, Croacia, República Checa, Dinamarca, Polonia, Taiwán, Reino Unido, Estados Unidos, Finlandia y Noruega.