18 de junio de 2019
  • Lunes, 17 de Junio
  • 31 de octubre de 2010

    El Col·legi de Periodistes ve "nefasta" la implantación de la TDT local

    Pide reducir las plazas de Periodismo en las facultades catalanas

    BARCELONA, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El decano del Colegio de Periodistas de Catalunya (CPC), Josep Maria Martí, ha calificado de "nefasto" el modelo de televisión local que propone la Televisión Digital Terrestre (TDT) y su implantación en Catalunya.

    En declaraciones a Europa Press, Martí ha considerado que la TDT ha sido un "mal modelo" por su implantación territorial, ya que junto a la crisis económica, ha sido "letal" para la supervivencia de la televisión local acusando la desaparición de algunos canales y pequeños grupos de comunicación.

    Martí ha explicado que se trata de un mal modelo porque una televisión local, que subsiste de acuerdos con instituciones públicas, "no se puede ponerse junto a ocho televisiones más con el mismo modelo, como ha sido el caso".

    "El plan de la TDT es nefasto y no se corresponde con la realidad del país", ha lamentado Martí recordando que las administraciones todavía no han rectificado esta situación, que se ha visto agravada por la crisis.

    En este marco económico, Martí ha alertado de que las facultades catalanas siguen "produciendo" titulados en Periodismo "como si no sucediera nada". Para el decano, es necesario analizar la situación y reorientar la oferta hacia otras enseñanzas.

    "Hay que reducir el número de plazas", ha sentenciado Martí señalando al Comisionado de Universidades, que es quien decide el número de plazas y de grupos por facultad.

    Además, ha advertido de que en un contexto de mucha demanda y poca oferta de trabajos relacionados con el sector, "la gente puede hacer de todo y esto puede suponer un descenso de la calidad de la profesión".

    GESTIÓN ECONÓMICA DIGITAL

    Martí, que salió elegido después de unas elecciones anticipadas por presuntas irregularidades económicas del anterior decano, Josep Carles Rius, ha defendido que las auditorías realizadas en el CPC han demostrado "que aquí nadie se ha llevado dinero". No obstante, ha remarcado la necesidad de modernizar y digitalizar la gestión económica del colegio.

    En una política de "transparencia" que ya se está aplicando, Martí tiene la voluntad de esclarecer las cuentas mediante un sistema informático "eficiente y transparente", y una buena gestión de los recursos disponibles.

    Sobre el opositor Salvador Cot, ha explicado que están llevando a cabo un trabajo conjunto "para que desaparezca la palabra 'oposición'". Martí ha indicado que, seis meses después de su elección, ambos han empezado la construcción de un consenso anteriormente inexistente.