30 de octubre de 2020
21 de enero de 2020

La Conselleria de Educación paraliza el cierre progresivo de un colegio de Lleida

La Conselleria de Educación paraliza el cierre progresivo de un colegio de Lleida
Asamblea de padres y profesores del colegio Cervantes de Lleida - EUROPA PRESS

El alcalde asegura que en la ciudad no se cerrará ningún centro educativo sin su "voluntad"

LLEIDA, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

Cinco días después de que la Generalitat comunicara al colegio Cervantes de Lleida que la escuela no ofertaría P3 el próximo curso y que el colegio cerraría en pocos años, argumentado, según la dirección del centro, medidas contra la segregación escolar, el Ayuntamiento de Lleida y la Conselleria de Educación han asegurado este martes que no se cerrará la oferta.

"La Paeria de Lleida y el Departamento de Educación trabajarán de forma cooperativa para repensar el futuro de la Escuela Cervantes, con el compromiso de establecer un diálogo con la comunidad educativa", han señalado ambas instituciones en un comunicado.

El Ayuntamiento y la Conselleria crearán una mesa de diálogo y planificación en la que también participarán la comunidad educativa, las familias y las entidades vinculadas a la escuela y el barrio para hacer una prospección del futuro del centro y abordar las actuaciones urgentes para revertir la situación actual de segregación.

El porcentaje de alumnos de etnia gitana en el centro era hace unos años del 80% y ahora en la mayoría de las clases están al 50% de alumnado gitano y de inmigración, según la dirección del colegio.

DISTRIBUCIÓN "COHESIONADA E INTEGRADORA"

"El Pacto de Ciudad para la Mejora de la Educación debe ser el escenario para acordar las grandes decisiones que permitan una distribución de las familias que haga una ciudad más cohesionada e integradora", ha afirmado el alcalde de Lleida, Miquel Pueyo.

"Trabajamos conjuntamente con la Conselleria de Educación para abordar y revertir la segregación escolar pero de forma planificada y pactada", ha agregado Pueyo.

"Esto no puede significar, en ningún momento, quedarnos como estamos, sino introducir reformas profundas en el funcionamiento de la escuela y hacer una actuación intensiva sobre el edificio viejo", ha dicho el alcalde.

Además del comunicado, el alcalde, en un vídeo ha afirmado que en la ciudad no se cerrará ningún centro educativo "sin el visto bueno del gobierno municipal y sin la voluntad expresa de su alcalde".

Este mismo martes, antes de que el Ayuntamiento y la Conselleria anunciaran que el colegio tendría P3 el año que viene, padres y madres han acordado en asamblea comenzar a movilizarse el jueves a las 13.30 contra el anuncio del cierre progresivo del colegio.