26 de noviembre de 2020
20 de junio de 2018

La esposa del presunto autor del crimen de Susqueda niega temer a su marido y que la amenazara

La esposa del presunto autor del crimen de Susqueda niega temer a su marido y que la amenazara
MOSSOS D'ESQUADRA TWITTER - ARCHIVO

Dice que estuvo siempre con él al acompañarle al pantano el 25 de agosto, un día después del crimen

GIRONA, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

La esposa del presunto autor del doble crimen del pantano de Susqueda ha declarado como testigo este miércoles en el Juzgado de Instrucción 2 de Santa Coloma de Farners (Girona) y ha asegurado que nunca sintió miedo de su marido, y que nunca la amenazó o maltrató, pese a su condena por matar a su anterior mujer.

Según han informado a Europa Press fuentes jurídicas, N.L. ha explicado que su regreso a Colombia cinco días después del crimen no fue una huida precipitada sino que ya tenía previsto con su marido mudarse allí porque no se había adaptado a Anglès (Girona) y su hija estaba en ese país.

La mujer, que ha viajado desde Colombia junto a su hija para declarar este miércoles, ha relatado que desde hacía semanas ella y su marido tenían decidido marcharse a vivir a Colombia y cuando ella encontró un billete económico lo compró, con la previsión de que él se reuniría con ella.

Sin embargo, un auto del juzgado recogía un testimonio de una familiar que aseguraba que el viaje no estaba previsto y que se marchó a vivir a Colombia de forma precipitada el 29 de agosto, el día después de que se descubriera el coche de los jóvenes asesinados en el pantano.

N.L. ha asegurado que el 25 de agosto, un día después del doble asesinato, acudió con su marido J.M.G. al pantano de Susqueda a pescar y que estuvo junto a él todo el tiempo, en una zona diferente a la playa de la Rierica, donde los investigadores consideran que se produjo el crimen.

El auto citado recogía que la mujer de J.M.G. le acompañó un día después del crimen a la zona de la playa de la Rierica y se quedó unas dos horas sola esperándole, según recoge un auto judicial, por lo que se sospechaba que en ese lapso él había aprovechado para hacer desaparecer pruebas.

NO VIO ARMAS

También ha asegurado que durante esos días de finales de agosto no vio ningún comportamiento extraño en su marido y ha negado haber visto nunca que su marido tuviera armas de fuego o de otro tipo.

Este miércoles también ha declarado ante el juez instructor como testigo la hija de N.L., que ha corroborado que en el momento del doble asesinato ya vivía en Colombia.

En declaraciones a Europa Press, el abogado defensor de J.M.G., Benet Salellas, ha valorado que estas declaraciones "dan plena credibilidad a la inocencia" de su cliente, mientras que la representante de las familias de las víctimas, Maria Monguilod, ha valorado que no aportan nada nuevo a la investigación.

Para leer más