14 de diciembre de 2019
  • Viernes, 13 de Diciembre
  • 14 de noviembre de 2019

    Un estudio revela que las persones con estudios y empleo se encuentran mejor de salud

    CERDANYOLA DEL VALLÈS (BARCELONA), 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Un estudio del Centre d'Estudis Demogràfics de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) ha revelado que las personas con estudios y empleo se encuentran mejor de salud que los que tienen un nivel de estudios inferior.

    Se trata de un resultado basado en encuestas transversales sanitarias nacionales y europeas realizadas entre 2006 y 2017, en las que analizan generaciones nacidas entre 1945 y 1969, pioneras en cuestiones como la contracepción (1978), el divorcio (1981) y el aborto (1985), según ha informado la UAB este jueves en un comunicado.

    El trabajo ha detallado que la salud, tanto de hombres como de mujeres nacidos en los sesenta y con más formación, no se vio afectada por cambios económicos, pero sí había empeorado entre los que tenían menos formación, nacidos entre 1955 y 1964.

    En el caso de los hombres nacidos entre 1965 y 1969, con empleo y educación superior, la proporción con mala salud era del 14% cuando tenían entre 40 y 44 años, y aumentaba hasta el 20% cuando pasaban a tener entre 55 y 59 años; en las mujeres, el incremento era del 19% al 25%.

    En hombres y mujeres con menos formación, desempleados y nacidos en la mismo periodo, el dato era del 45%, cinco años después era del 60 y 54%, respectivamente.

    Además, la observación ha determinado que las mujeres con trabajo tienen, generalmente, peor salud que los hombres ocupados independientemente de su nivel de estudios, aunque sigue siendo mejor que las mujeres sin empleo de la generación de los 60.

    Los responsables de la encuesta han atribuido estos datos a la mejora del estilo de vida, menos estrés laboral y más tiempo para dedicarse a actividades físicas.

    El trabajo ha recomendado seguir con políticas publicas que promuevan la vida sana y refuercen la protección social de las poblaciones vulnerables, y pide un sistema educativo asequible que fomente la educación post-obligatoria, además de destacar que tener formación y empleo tiene un efecto protector sobre la salud.