19 de septiembre de 2019
  • Miércoles, 18 de Septiembre
  • 3 de mayo de 2014

    Fiscalía pide cárcel para un manifestante que tiró huevos a la sede del PP y agredió a mossos

    "Si os veo de paisano con vuestras familias os mato", espetó a los policías

    Fiscalía pide cárcel para un manifestante que tiró huevos a la sede del PP y agredió a mossos
    EP-MLC

    BARCELONA, 3 May. (EUROPA PRESS) -

    La Fiscalía de Barcelona ha pedido un año y seis meses de cárcel para un manifestante que presuntamente lanzó huevos y botes de pintura contra la sede del PP de Catalunya y agredió a agentes de los Mossos d'Esquadra durante una protesta la tarde del 13 de julio de 2012 contra los recortes del Gobierno.

    En la calificación previa al juicio previsto para esta semana, a la que ha tenido acceso Europa Press, el fiscal sostiene que Sergio G., además de lanzar objetos contra la fachada, insultó a los agentes que protegían el edificio del número 249 de la calle Comte d'Urgell sobre las 20 horas de ese viernes.

    "Hijos de puta. Mercenarios de mierda. Si os veo de paisano con vuestras familias os mato. Esta noche mirad los bajos del coche por si tenéis una sorpresa", espetó a los agentes, según la Fiscalía.

    Sergio G. siguió lanzando también contra los mossos huevos y botes de pintura --de los que uno impactó contra uno de los coches policiales reventando un retrovisor-- y, una vez acabada la manifestación, sobre las 23.30 horas, los Mossos lo localizaron bajando al metro en la plaza Catalunya, donde trataron de identificarlo.

    Él se negó y comenzó a alentar a la gente que había en el lugar: "Ayudadme a escapar de estos hijos de puta. A mí no me cogeréis. No pienso ir con vosotros, perros", con lo que los agentes lo detuvieron pese a que se resistió lanzando golpes, sin llegar a lesionar a los policías.

    Por todo ello, el fiscal pide para Sergio G. un año y medio de cárcel por atentado a los agentes de la autoridad, 720 euros de multa por dos faltas de daños y el pago de 322 euros del retrovisor como responsabilidad civil.

    500 MANIFESTANTES

    Los incidentes se produjeron en una concentración de unas 500 personas contra los recortes que había aprobado el viernes anterior el Consejo de Ministros.

    Los manifestantes, equipados con ollas y cazuelas y pancartas como 'Basta ya de tomarnos el pelo', se situaron ante la sede --custodiada por los Mossos d'Esquadra-- para mostrar su rechazo a la política de ajustes del Ejecutivo.

    Para leer más