1 de diciembre de 2020
6 de junio de 2006

El Gobierno catalán asegura que las zonas de fumadores de los restaurantes grandes quedarán aisladas por separadores

BARCELONA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat aseguró hoy que las zonas de fumadores de los restaurantes de más de 100 metros cuadrados deberán estar "aisladas y compartimentadas" a través de muros o bien otros elementos rígidos separadores.

En un comunicado, la Conselleria de Salud explicitó que "sólo la zona de acceso" al espacio de fumadores podrá disponer de una separación no física, que a través de un sistema de ventilación u otros mecanismos, deberá "asegurar que el humo no traspasa sus límites".

Por ello, "en la mayoría de las ocasiones, ello requiere hacer obras", ya que, a su juicio, "los sistemas de separación no física por ventilación tienen una eficacia limitada y sólo garantizan el logro de niveles requeridos en un número limitado de situaciones y de locales".

"Las cortinas de aire no garantizan por sí mismas sin un sistema complementario de filtración, depuración y eliminación del humo, los niveles de nicotina fijados", apunta Salud.

En cualquier caso, Salud aseguró que comprobará "periódicamente" los niveles de nicotina en el aire, que hará falta que estén "siempre por debajo de las 0,7 unidades de nicotina por metro cúbico".

Desde la entrada en vigor de la Ley Antitabaco el pasado 1 de enero, los centros de restauración de más de 100 metros cuadrados pueden disponer de un área de fumadores en una zona aislada del local que en ningún caso puede exceder el 30% de la superficie.

A partir del 1 de septiembre estos locales deberán haber aislado y compartimentado sus espacios a través de muros, algo que el sector ha recibido con "preocupación" por la "odisea" que suponen estas construcciones y el temor a un endurecimiento de la ley que en un futuro prohíba fumar en cualquier parte del local.