20 de mayo de 2019
11 de junio de 2008

Iglesias se aleja de las propuestas andaluzas de financiación y dice que la reivindicación catalana no le hace "sufrir"

BARCELONA, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno de Aragón, el socialista Marcelino Iglesias, afirmó hoy que no le hace "sufrir" el modelo de financiación que plantea la Generalitat, y aseguró no estar de acuerdo con "planteamientos que hace Andalucía" sobre el modelo de financiación de las comunidades autónomas de régimen general.

En declaraciones a Catalunya Ràdio recogidas por Europa Press, señaló: "No me hace sufrir el sistema que pide Catalunya, lo que me hace sufrir es que seamos capaces de llegar a un acuerdo". Declaró que Catalunya, como Aragón, "defiende planteamientos que le son favorables, y que se tenga en cuenta su Estatut".

"Cuando se habla de Catalunya hay más ruido", apuntó Iglesias, algo que no ocurre con la propuestas emitidas por la Junta de Andalucía. "Catalunya dice que tiene que ser la economía el punto de referencia fundamental, Andalucía dice que sólo la población", diagnosticó.

"Hemos llegado siempre a un acuerdo" sobre financiación autonómica, dijo Iglesias, quien aseguró que uno de los criterios que defiende Aragón es que se tenga en cuenta la dispersión poblacional, puesto que su comunidad es un territorio con una "población muy dispersa", algo que la diferencia de otras regiones como la Comunidad de Madrid.

En cuanto a las relaciones entre Catalunya y Aragón, indicó que se enmarca dentro de la normalidad que puedan haber roces entre ambas, puesto que son territorios "vecinos".

COMPLEJO RECREATIVO 'GRAN SCALA'.

Sobre el proyecto de parque temático y de ocio 'Gran Scala', previsto en Los Monegros, reconoció que es "muy controvertido". Recordó que, en cualquier caso, el proyecto actual "tiene un 15% de juego" y el resto contempla actividades de ocio, culturales y deportivas.

Aseguró que dicha apuesta pretende convertir la zona en un referente turístico "mundial" y que, en cualquier caso, el Ejecutivo autonómico ha puesto "muchas condiciones", como que no se consuma más agua que los actuales sistemas de regadíos, haya sistemas de reaprovechamiento de agua y que se utilicen energías renovables como la solar o la eólica.