24 de octubre de 2019
  • Miércoles, 23 de Octubre
  • 17 de junio de 2014

    El incendio de Tivissa ya arrasa 600 hectáreas de una zona de interés natural

    El incendio de Tivissa ya arrasa 600 hectáreas de una zona de interés natural
    BOMBEROS DE LA GENERALITAT

    TARRAGONA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

     El incendio en Tivissa ya ha arrasado 600 hectáreas de pino blanco y matorrales del Espacio de Interés Natural de las montañas de Tivissa-Vandellòs y sigue descontrolado.

       En declaraciones a los periodistas, el delegado del Govern en Terres de l'Ebre, Xavier Pallarés, ha explicado que a las 9.00 horas trabajan 15 medios aéreos y 43 terrestres y que su actuación se centra en atacar el flanco este del incendio.

       Según Pallarés, los esfuerzos se centran en este flanco este, donde se ubica el barranco de Fogassos, porque si las llamas llegan hasta este punto "el fuego se complicaría más y quemaría más hectáreas".

       Pallarés ha indicado que las dos principales preocupaciones de los Bomberos son "el viento cambiante y de diferentes intensidades que puede dar alguna sorpresa" y que la zona afectada por el incendio está en una zona de muy difícil acceso, en la Mola de Bellerils i les Marrades.

       "Las condiciones meteorológicas marcarán el final del incendio", ha sentenciado Pallarés, que considera que todavía es pronto para hacer predicciones sobre cuándo podrá darse por controlado.

       Según él, durante la noche "se ha hecho muy buen trabajo", ya que se ha contado con las condiciones climatológicas perfectas para trabajar, pero ha advertido de que prevén la entrada del viento de marinada al mediodía.

       También ha informado de que hay varias masías avisadas de que, según la evolución del incendio, podrían ser desalojadas, que se sumarían a las 24 ya desalojadas con 41 vecinos que han pasado la noche fuera de casa, 19 de ellas en el Camping de Tivissa.

    ACTO DE RESPONSABILIDAD

       En declaraciones a Rac 1 recogidas por Europa Press, el conseller de Interior, Ramon Espadaler, ha explicado que la decisión de retirar a los bomberos de las zonas de difícil acceso ha sido "un acto de responsabilidad".

       "Había una parte de los bomberos que fueron transportados con medios aéreos y nos pareció que era una temeridad que por la noche se tuvieran que quedar sin ninguna salida. Esto probablemente haya hecho que se hayan quemado más hectáreas", ha reconocido.

       Para Espadaler, "no tenía sentido arriesgarse porque no había riesgo para las personas", ha insistido.

       Las dotaciones terrestres han trabajado durante la noche en las zonas norte y noreste del perímetro, el flanco que podría evolucionar hacia el municipio de Tivissa.

       Durante este martes se continuará trabajando con herramientas manuales, con líneas de agua donde hayan podido llegar las mangueras y con el apoyo de los medios aéreos, que se prevé que sean en total 16 a lo largo del día, además de con maquinaria pesada.