23 de octubre de 2019
1 de febrero de 2018

Las peticiones de arraigo bajan un 7% en Catalunya pero suben las de Honduras

El servicio de atención 012 tendrá expertos en delitos de odio y trabajo de cuidados

Las peticiones de arraigo bajan un 7% en Catalunya pero suben las de Honduras
EUROPA PRESS

BARCELONA, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las solicitudes de informes que acrediten el grado de integración social para acceder al arraigo en Catalunya han descendido un 7,2% en 2017 respecto al año anterior, con un total de 10.784, con la excepción de los registrados en la provincia de Lleida y los procedentes de Honduras, que ya representan el 12,5% de las peticiones, por detrás de las de Marruecos (16,9%), y por delante de Pakistán (11,9%) y Senegal (6,2%).

El secretario de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía de la Generalitat, Oriol Amorós, ha mostrado su preocupación por el crecimiento de la migración procedente de la crisis que sufre Honduras y ha alertado de que si no se crean vías legales, se repetirá la situación que se vivió con las personas procedentes de Bolivia hace diez años, ha dicho en rueda de prensa este jueves.

"Muchas mujeres volverán a estar en situación irregular", con trabajos sin contrato y sin poder reagruparse con sus hijos, sobre lo que ha alertado que la separación causa mucho dolor a la familia y, a la vez, agravia a la sociedad, ya que se da más fracaso escolar cuando los hijos llegan de adolescentes, en lugar de más pequeños.

Durante la presentación de los últimos datos de migraciones, Amorós ha explicado que Catalunya ha registrado 11.112 solicitudes de informes de adecuación de la vivienda para reagrupar la familia, una cifra que se mantiene respecto al año anterior --con un 0,7% más--, y que en el 92,3% de los casos ha sido favorable, sobre todo gracias a que la Generalitat flexibilizó en noviembre los requisitos de metros cuadrados de la vivienda.

Siete de cada diez solicitantes son hombres de entre 30 y 44 años, principalmente de Marruecos (27,6%), Pakistán (15,6), India (7,8%) y China (7,2%), y los municipios de Barcelona encabezan la lista, con 7.347 solicitudes, seguidos de Girona (1.601), Tarragona (1.187) y Lleida (977) --una proporción que se repite en las peticiones de arraigo social--.

El Servicio de primera acogida de la Generalitat recibió 2.115 solicitudes, la mayoría de personas procedentes de Marruecos (647), seguidas de Honduras (177), Venezuela (166), Colombia (124) y Senegal (92), y ha puesto en valor que la atención mejora en las localidades con mejor conexión entre este servicio y el empadronamiento.

El mismo año, el Servicio de atención especializada en extranjería 012 atendió el año pasado un total de 44.372 consultas --el 41% presenciales, el 33,4% por correo electrónico y el 25,5% por teléfono--, una cifra que se mantiene respecto al año anterior, y mientras el 57,1% de consultas las hicieron ciudadanos extranjeros, el 39,1% fue de personal de administraciones públicas.

Amorós ha anunciado que el servicio se encuentra en proceso de selección para contratar a dos especialistas, que esperan que empiecen a responder cuestiones en el próximo mes: uno resolverá dudas sobre la contratación de trabajadores de cuidados de personas y del hogar, y otro sobre delitos de odio.

ACABAR CON EL RACISMO

"Ya no será excusa decir que no se sabe cómo hacer un contrato", ha afirmado el secretario, que ha querido avanzar en la dignificación de estas trabajadoras, a la vez que ha dicho que pondrán énfasis en los delitos de odio para reforzar la vía penal y ayudar a las personas discriminadas a denunciar, y espera poder recuperar en el Parlament el proyecto de Ley catalana de Igualdad para luchar por vía administrativa.

El Servicio de acompañamiento al reconocimiento universitario (Saru) atendió en 2017 un total de 2.717 consultas y ha abierto 971 expedientes para homologar los estudios, como "una facultad mediana", y Amorós ha destacado cómo la inmigración hace así una aportación de valor a Catalunya.