28 de noviembre de 2020
23 de octubre de 2020

Vergés cree que el toque de queda no es una decisión "que tenga que ser para todos igual"

Vergés cree que el toque de queda no es una decisión "que tenga que ser para todos igual"
La consellera de Salud de la Generalitat, Alba Vergés - DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS

El Govern lo pediría por autorización judicial, como Valencia, si fuese necesario aplicarlo

BARCELONA, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

La consellera de Sanidad de la Generalitat, Alba Vergés, ha asegurado que el Govern hará una limitación de la movilidad o toque de queda cuando lo crea necesario, sin descartar nada, y ha sostenido que no es una decisión "que tenga que ser para todos igual", sino que se debería tomar en Catalunya.

En una entrevista este viernes en TV3 recogida por Europa Press, ha explicado que, tras la comisión interterritorial de este jueves, no se ha concretado bajo qué amparo jurídico se aplicaría el toque de queda y ha apuntado que Valencia "lo pedirá por autorización judicial", por lo que no sería necesario el estado de alarma.

Preguntada por si se plantea tomar la misma vía que Valencia, Vergés ha afirmado que si se plantean el toque de queda sí, pero ha insistido en que en la reunión de este jueves con el Gobierno y las comunidades autónomas no se concretó qué paraguas jurídico podría amparar esta decisión.

La consellera ha dicho que la semana que viene analizarán los datos de evolución de la pandemia tras haber tomado medidas como el cierre de bares, restaurantes y centros de estética, para "ver si las medidas son correctas y ver qué pasa".

MÁS CONTROLES EL FIN DE SEMANA

Ha pedido que no se repitan las imágenes del fin de semana pasado, ha asegurado que habrá más controles y ha reclamado a la gente que se quede en casa: "Nos jugamos mucho para ver qué medidas nos damos en el futuro".

También ha defendido que no se deberían ligar las medidas de cierre de bares y el toque de queda, porque son independientes y "pueden coexistir la una sin la otra", y ha subrayado que una medida no es la única manera de actuar.

Vergés ha destacado que en estos momentos no se plantean el cierre perimetral de ninguna zona de Catalunya, porque hay una "transmisión comuniaria generalizada", y ha añadido que se realizan medidas en zonas concretas pero no perimetrales.

SISTEMA SANITARIO

La consellera de Salud ha sostenido que intentarán "tocar al mínimo la actividad ordinaria" del sistema sanitario, y ha apuntado que ahora hay una situación más compleja que en marzo, porque entonces se paró todo y se centraron en frenar la pandemia.

Ha explicado que esto supuso retrasos de cuatro meses y por eso se está haciendo un refuerzo en las intervenciones quirúrgicas: "Esto tiene impacto brutal. No queremos volver a esta situación, cada positivo y sospecha de positivo genera una movilización de recursos brutal", ha destacado Vergés.

Ha explicado que en el consejo interterritorial puso sobre la mesa la posibilidad de contratar a estudiantes de último curso de enfermería y medicina, porque los centros sanitarios les avisan de que tienen necesidad de más enfermeros.

Ha negado que haya habido rifirrafes políticos en la gestión de la pandemia dentro del Govern, ha destacado que han sido "muy transparentes" y ha pedido no entrar en polémicas sobre si hubo lentitud en la toma de decisiones porque la ciudadanía no se lo merece, en sus palabras.

Si hubiera elecciones este domingo, la consellera ha afirmado que se tendría que garantizar el derecho a voto y que se tendrían que celebrar con medidas para evitar aglomeraciones, porque "lo último es afectar a derechos fundamentales".

Sobre si repetiría como consellera de Salud, Vergés ha respondido que "ganas hay", que la respuesta de todo el sistema de salud ha sido maravillosa y que el equipo venía con unas ideas claras.

Para leer más