4 de diciembre de 2020
22 de octubre de 2020

Melilla pide "confinamiento nocturno" pero rechaza llamarlo toque de queda "porque es un término belicista"

Melilla pide "confinamiento nocturno" pero rechaza llamarlo toque de queda "porque es un término belicista"
El presidente de Melilla, Eduardo de Castro, con las dos vicepresidentas - GOBIERNO DE MELILLA

MELILLA, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Ciudad Autónoma de Melilla, Eduardo de Castro (Cs), ha anunciado este jueves que Melilla pedirá al Ministerio de Sanidad que se aplique en la ciudad un "confinamiento nocturno", al que rechaza llamar "toque de queda" por considerarlo un término belicista, para frenar los contagios en la ciudad española del norte de África, al superar por segundo día el millar de contagiados para una localidad de 85.000 habitantes.

En rueda de prensa, Eduardo de Castro ha señalado que esta medida busca "reducir la movilidad por las noches", de forma especial entre los jóvenes y evitar así que puedan producirse "reuniones o botellones" en la ciudad.

La primera autoridad melillense ha asegurado que "no se trata de un toque de queda" porque señala que "ese término no está en la Constitución" y prefiere denominarlo "confinamiento nocturno". "El último toque de queda que hubo en España fue durante el golpe de Estado de Tejero" en 1981, ha destacado Eduardo de Castro.

Acompañado en su anuncio por las vicepresidentas de la Ciudad Gloria Rojas (PSOE) y Dunia Almansouri, ha admitido que "quizá sea tarde" por el alto número de casos de Covid de las últimas semanas, pero ha aseverado que "Melilla ha seguido siempre lo que dictaban el Gobierno de la Nación y el Ministerio de Sanidad".

De Castro, que ha admitido que no hay de momento ninguna intención de suspender las comunicaciones aéreas marítimas con la península, ha señalado "no cabe más dilación: hay que asumir otras medidas", que se suman a las que comenzaron la pasada semana por un periodo de 15 días.

Se refiere concretamente al cierre total de la hostelería, cierre del comercio a las 20.00 horas salvo los de alimentación, que pueden prolongarlo hasta las 22.00 horas; prohibición de bodas, comuniones y limitación de reuniones a un máximo de seis personas, salvo si son convivientes o se produce en el ámbito educativo, laboral y deporte en categoría nacional.