8 de julio de 2020
3 de diciembre de 2006

Un 16,6 por ciento de los niños extremeños presenta caries y 16,2 por ciento tiene empastes

Un 16,6 por ciento de los niños extremeños presenta caries y 16,2 por ciento tiene empastes

MÉRIDA, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

Un 16,6 por ciento de los niños extremeños presenta caries en algunas de sus piezas dentales, un problema que tiene una mayor incidencia en los niños, con 17,5 por ciento, que en las niñas, con el 15,6 por ciento.

Así se desprende de la Encuesta de Salud de Extremadura correspondiente al año 2005, recogida por Europa Press, en la que se destaca que el porcentaje de niños que padecía caries en 2005 se ha incrementado en los últimos años, ya que en el año 2001 los pequeños con caries representaban el 15,9 por ciento de esta población.

Los datos de esta encuesta destacan además que al 9,5 por ciento de los niños encuestados le habían extraído algún diente o muela por caries o porque se movían. En este caso, las niñas han sufrido en mayor medida extracciones de piezas dentales, un 10,5 por ciento, que los niños, un 8,7 por ciento.

En cuanto a los empastes, la encuesta revela que los posee el 16,2 por ciento de los niños extremeños, y en este caso las niñas también son mayoría, ya que un 17,6 por ciento tiene algún empaste, frente al 15 por ciento de los niños.

La incidencia disminuye cuando se trata de saber si a los niños les sangran las encías al cepillarse los dientes o espontáneamente, una situación que sólo le ocurre al 2,9 por ciento de los niños extremeños.

En definitiva, la encuesta destaca además que los dientes que tienen los niños extremeños están sanos en un 92 por ciento de los casos, y su salud dental es mejor en las niñas, con el 93,6 por ciento, frente a los niños, con el 90,6 por ciento.

Por otra parte, la encuesta destaca que únicamente un 19,8 por ciento de los niños entrevistados han visitado al dentista en los últimos tres meses, y el 80 por ciento restante no ha realizado esta visita.

Este porcentaje ha aumentado en más de tres puntos con respecto al año 2001, ya que en ese año los niños extremeños que habían asistido al dentista en los últimos tres meses representaban el 16,6 por ciento.