7 de julio de 2020
24 de enero de 2006

La actividad del Cabimer comienzará a mediados de febrero con los primeros 7 grupos de expertos

La actividad del Cabimer comienzará a mediados de febrero con los primeros 7 grupos de expertos

SEVILLA, 24 Ene. (EUROPA PRESS) -

El director del Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa (Cabimer), el profesor Bernat Soria, estimó hoy que este centro, en el que trabajarán unos 20 grupos de investigación integrados por más de cien expertos en estas ramas del saber, "podría estar funcionando a partir del 15 de febrero próximo", fecha en la que está prevista "la llegada --escalonada-- de los siete primeros grupos de investigación, lo que supone entre 50 y 55 investigadores".

En declaraciones a Europa Press, Bernat Soria destacó la "buena marcha" de los trabajos de reforma y adaptación de las instalaciones en las que se asentará el futuro Cabimer, en concreto en un edificio propiedad de dos plantas propiedad del CSIC ubicado en el Parque Tecnológico Cartuja 93 de Sevilla. Además, anunció que el proceso de instalación del aparataje tecnológico que será necesario para emprender estos estudios "también ha comenzado y ha supuesto una inversión de 8,5 millones de euros".

Con todo, el director del Cabimer matizó que "es muy difícil avanzar una fecha concreta de apertura de este nuevo centro", si bien reconoció que los trabajos para la instalación del equipamiento tecnológico "ya han comenzado", al igual que "las negociaciones con grupos europeos para el desarrollo de las investigaciones".

Además, concretó que este centro trabajará "en proyectos de investigación relacionados con la biología celular y molecular, la señalización celular, las células troncales y la terapia celular y la medicina regenerativa".

Fuentes de la Consejería de Salud consultadas por Europa Press, indicaron que el Cabimer constituirá "un pilar fundamental" del Programa Andaluz de Terapia Celular y Medicina Regenerativa, al tiempo que precisaron que el mismo dispondrá de una superficie total de 9.148 metros cuadrados, distribuidos en dos plantas propiedad del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), lo que ha supuesto un coste superior a los ocho millones de euros.

A ello se suma la inversión prevista para equipamiento tecnológico, que asciende a 8,5 millones. De esta última cantidad, la Consejería de Salud aportará 5.250.000 euros, la de Innovación, Ciencia y Empresa 2.250.000 euros, y el millón restante será invertido a partes iguales por las dos universidades sevillanas.

El objetivo de los estudios que se desarrollarán en estas instalaciones estriba en que puedan generarse nuevas herramientas terapéuticas y diagnósticas transferibles al sistema sanitario para combatir enfermedades como la diabetes, el cáncer, las dolencias cardiacas o las relacionadas con el sistema inmunológico.

200 PROFESIONALES CUANDO ESTE A PLENO RENDIMIENTO

Se estima que cuando el Cabimer se encuentre a pleno rendimiento trabajarán en el cerca de 200 profesionales, entre investigadores y técnicos. En concreto, el centro incorporará en torno a 20 grupos de investigación, siendo una de sus funciones la de promover la colaboración entre la administración central y autonómica en esta área estratégica de la biomedicina.

Además, garantizará que las investigaciones se realicen bajo condiciones de calidad, seguridad y respeto a los principios éticos, impulsar la formación de investigadores y el intercambio de conocimiento y organizar reuniones científicas relacionadas con esta actividad

El objetivo de estos estudios es que puedan generarse nuevas herramientas terapéuticas y diagnósticas transferibles al sistema sanitario para combatir enfermedades como la diabetes, el cáncer, las dolencias cardiacas o las relacionadas con el sistema inmunológico.

Dirigido por el profesor Bernat Soria, en el centro trabajarán conjuntamente investigadores procedentes de todas las instituciones firmantes y profesionales de la sanidad pública andaluza, con el fin de desarrollar una investigación de excelencia en biología celular y molecular, así como en el ámbito de las células madres y la medicina regenerativa.

Además de promover la colaboración entre la administración central y autonómica en esta área estratégica, el Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa garantizará que las investigaciones se realicen en todo momento bajo condiciones de calidad, seguridad y respeto a los principios éticos; impulsará la formación de los investigadores y el intercambio de conocimiento con otros centros, y organizará reuniones científicas cuya temática esté relacionada con su actividad.