6 de julio de 2020
2 de febrero de 2006

dentifican las bases genéticas de una enfermedad infantil que causa una grave inflamación del esófago

MADRID, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Científicos del Centro Médico del Hospital Infantil de Cincinnati (Estados Unidos) han identificado las bases genética de una enfermedad infantil grave y crónica, la esofaguitis eosinofílica, que suele producir la inflamación del esófago debido sobre todo a reacciones alérgicas alimentarias. Las conclusiones del estudio, que señala a la proteína 'eotaxin-3' como el factor principal de la enfermedad, se publican en 'Journal of Clinical Investigation'.

En la enfermedad, la inflamación del esófago causa nauseas, acidez gástrica, vómitos y dificultad para tragar los alimentos. En los casos más avanzados, los niños pueden sufrir malnutrición, a menudo requieren de fluidos dietéticos especiales y de la implantación de tubos de alimentación para conseguir la nutrición adecuada.

Los científicos han identificado una proteína inflamatoria llamada 'eotaxin-3' que es el principal factor responsable de la enfermedad.

Los autores utilizaron una técnica genética para analizar todos los genes que existían en las biopsias de esófago de pacientes humanos de la enfermedad y las compararon con aquellos de pacientes de esofaguitis crónica, un trastorno similar, y a tejido de individuos sin la enfermedad.

Según los científicos, los niveles de 'eotaxin-3' eran destacadamente superiores en las muestras de los pacientes de esofaguitis eosinofílica. Después los autores examinaron a ratones alterados genéticamente que no tenían el receptor para la proteína y descubrieron que estos ratones se encontraban completamente protegidos de la enfermedad cuando ésta era inducida por medios experimentales.

El estudio identifica a la 'eotaxina-3' como el factor de riesgo genético principal para el desarrollo de la esofaguitis eosinofílica y proporciona nuevos conocimientos sobre esta enfermedad humana.