6 de julio de 2020
4 de enero de 2006

Desvelan cómo un cannabinoide producido por el cerebro mejora los daños neuronales

MADRID, 4 Ene. (EUROPA PRESS) -

Científicos de la Universidad Otto-von-Guericke de Magdeburg (Alemania) han descubierto cómo uno de los endocannabinoides del cerebro, la anandamida, protege a las neuronas de la inflamación que se produce después de una lesión cerebral. El estudio, publicado en la revista 'Nueron', podría llevar al desarrollo de nuevos fármacos para tratar la inflamación y la degeneración cerebral derivada de la esclerosis múltiple u otras enfermedades similares.

Los investigadores informan de experimentos que muestran cómo el endocannabinoide anandamida (AEA) protege a las células del cerebro de la inflamación. Tal papel en el sistema inmune del cerebro es diferente al de las consecuencias de los cannabinoides sobre los mecanismos neuronales que producen los efectos conductuales de la marihuana.

Cuando los científicos analizaron tejido cerebral de personas con esclerosis múltiple descubrieron niveles elevados de anandamida en comparación con el tejido sano. Y en estudios con secciones cerebrales de ratones descubrieron que al inducir daños con un componente químico que excitaba las células cerebrales, llamado NMDA, se produjo una invasión de las células inmunes del cerebro, llamadas microglías, y un aumento de los niveles de anandamida.

Los científicos explican que al añadir anandamida a tales tejidos cerebrales dañados se eliminaron los daños inflamatorios de las células cerebrales, pero no se redujo el daño de excitación tóxica causado por el componente químico. Descubrieron efectos similares de la anandamida cuando dañaron el tejido cerebral al privarlo de oxígeno y glucosa. También descubrieron que cuando usaban un fármaco para bloquear los receptores de las células microgliales mediante los que la anandamida actúa sobre las células, el daño inflamatorio aumentó.

Los científicos analizaron el mecanismo por el que la anandamida evita el daño inflamatorio. Según los resultados, cuando la anandamida se une a sus receptores sobre las células microgliales, activa a su vez un mecanismo molecular que suprime la producción de óxido nítrico productor de la inflamación, lo que de otra manera causaría una lesión cerebral.

Los investigadores concluyen que la liberación de anandamida en el tejido cerebral lesionado podría actuar como un "guardián" y un importante sistema de retroalimentación negativa dentro de la vía inmune del sistema nervioso central necesario para reducir la extensión de la respuesta inflamatoria y para limitar las reacciones inmunes neurodegenerativas después del daño cerebral inicial.

Según los científicos, el mecanismo endocannabinoide suprime el ataque de las células microgliales sobre las neuronas no dañadas, lo que sugiere también una función fisiológica del sistema endocannabinoide para mantener un microambiente saludable y protegido en el sistema nervioso central.

Según los investigadores, el sistema endocannabinoide representa un sistema local molecular entre el sistema inmune y el nervioso que participa en el control de la activación inmune y la neuroprotección. Por ello, clarificar la patología del sistema endocannabinoide durante la neuroinflamación y la neurodegeneración podría abrir nuevas vías para intervenciones terapéuticas en el futuro.