5 de julio de 2020
19 de enero de 2006

Farmaindustria considera negativo que el gasto farmacéutico crezca dos puntos por debajo del PIB nominal

Farmaindustria considera negativo que el gasto farmacéutico crezca dos puntos por debajo del PIB nominal

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

El director general de Farmaindustria, Humberto Arnés, afirmó ayer, en declaraciones a Europa Press, que es negativo que el gasto farmacéutico crezca dos puntos por debajo del PIB nominal, y advirtió que esto "pone en riesgo la I+D y la viabilidad de muchas compañías".

Arnés explicó que la desaceleración del crecimiento del gasto farmacéutico en 2005 respecto a años anteriores se debe, en gran medida, a la reducción del 4,2% en los precios de los medicamentos aprobada por el Gobierno en el pasado mes de marzo.

Asimismo, subrayó que el aumento del gasto durante el pasado año es consecuencia del incremento del número de recetas en un 4,93%, debido al crecimiento y envejecimiento de la población, ya que el precio medio por receta sólo subió un 0,69%.

En este sentido, el director general de la patronal farmacéutica dijo a Europa Press que el modelo español de contención del gasto farmacéutico, actuando sobre los precios, está "agotado", máxime teniendo en cuenta que España tiene "los precios más bajos de Europa, tanto en productos nuevos como genéricos". En su opinión, es mejor actuar sobre la demanda, con medidas que introduzcan "una mayor eficiencia en la gestión y promuevan un mejor uso de los medicamentos".

Igualmente, Arnés advirtió que la nueva Ley del Medicamento, actualmente en tramitación parlamentaria, sigue los mismos mecanismos para contener el gasto, por la vía de los precios. "Si la ley persiste en actuar con estos mismos mecanismos de actuar sobre la oferta, en el primer bienio de aplicación de la ley, la merma de empleo en el sector será de unos 2.500 efectivos", añadió.

No obstante, señaló que Farmaindustria va a intentar introducir enmiendas a la ley a través de aquellos grupos parlamentarios que tengan "sensibilidad" a los planteamientos de la industria farmacéutica en defensa de la innovación, con el fin de "lograr un equilibrio entre los objetivos de carácter sanitario y sostenibilidad financiera de las cuentas públicas, y el del desarrollo de un sector que es intensivo en investigación".