7 de julio de 2020
12 de abril de 2006

Los hijos de padres que roncan son tres veces más propensos a roncar, según un estudio

Los hijos de padres que roncan son tres veces más propensos a roncar, según un estudio

CINCINNATI (ESTADOS UNIDOS), 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los hijos con padres que roncan son tres veces más propensos a roncar, según un estudio realizado por investigadores del 'Cincinnati Children's Hospital Medical Center'. Además, los jóvenes a los que se les diagnostica alergia son dos veces más propensos al ronquido, tal y como concluye la investigación, publicada este mes en 'CHEST'.

"Descubrimos que el ronquido está asociado a la presencia de sensibilización alérgica (atopia)", explica el doctor Maninder Kalra, experto en Medicina pulmonar en el 'Cincinnati Children's Hospital' y autor de la investigación.

El estudio se realizó en 681 niños con un promedio de unos 12 meses. Los investigadores detectaron que los menores que tenían al menos un progenitor que roncaba más de tres veces a la semana son tres veces más propensos a roncar en comparación con los hijos de padres que no roncan con frecuencia. Los que tienen episodios alérgicos son dos veces más propensos a roncar al menos tres veces a la semana que los que no dieron positivos en el test de 'atopy'.

"Más de 40 millones de niños de occidente tienen alergias. Además, la incidencia de enfermedades respiratorias relacionadas con las alergias están creciendo. Aunque estudios previos han mostrado que tener un historial de patología alérgica es un factor de riesgo para la alteración del sueño por obstrucción de las vías respiratorias, la asociación entre la atopia y el ronquido habitual en los niños pequeños no se había analizado", recalcó Kalra.

El autor de esta investigación resaltó la importancia de un diagnóstico precoz para prevenir la morbilidad por no tratar los desórdenes del sueño por obstrucción de las vías respiratorias.

"Ahora que sabemos cómo los ronquidos se dan generalmente en niños jóvenes y que es más común en niños con atopia positiva, los padres y los profesionales pueden actuar de la forma apropiada", agrega este investigador.