12 de julio de 2020
27 de junio de 2006

Muestran cómo el estrógeno regula la conducta sexual femenina en ratones modificados genéticamente

Muestran cómo el estrógeno regula la conducta sexual femenina en ratones modificados genéticamente

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

Científicos de la Universidad de Tsukuba (Japón) han descubierto una regulación clave de la conducta sexual femenina al bloquear el funcionamiento del estrógeno en un lugar específico del cerebro de ratones hembra. Las conclusiones del estudio se publican en la edición digital de la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences' (PNAS).

Los científicos sabían ya que los receptores cerebrales del estrógeno estaban implicados en conductas sexuales complejas. Pero experimentos previos que exploraban estos mecanismos moleculares han utilizado ratones modificados genéticamente, que carecían de receptores de estrógeno en el organismo, haciendo por ello difícil comprender el papel de este receptor en una región distintiva del cerebro.

Los científicos utilizaron una tecnología genética conocida como ARN de interferencia (ARNi) para bloquear específicamente la expresión del receptor de estrógeno en un único lugar del cerebro, el núcleo ventromedial del hipotálamo.

Los ratones hembra tratados usando este método desarrollaron características destacadas en su conducta sexual. Estas hembras dejaron de ser receptivas a los machos y mostraron un rechazo agresivo ante los intentos masculinos de apareamiento.

El estudio demuestra que el ARN de interferencia puede ser utilizado para revelar los genes y las redes neurales que participan en funciones cerebrales complejas como la conducta sexual y sugiere que este método de silenciamiento genético podría utilizarse para el desarrollo de terapias en ciertas enfermedades neurológicas.