6 de julio de 2020
4 de octubre de 2006

La quimioterapia oral es más cómoda e igual de eficaz que la intravenosa en pacientes con cáncer de colon avanzado

ESTAMBUL, 4 Oct. (EUROPA PRESS/Salvador Alcaide) -

La quimioterapia de administración oral es tan efectiva en términos de supervivencia y al mismo tiempo más cómoda que aquella que incluye un fármaco vía intravenosa para los pacientes con cáncer colorrectal avanzado, según los resultados de un estudio presentado ayer en el marco del XXXI Congreso de la Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO) celebrada estos días en Estambul.

En este sentido, las conclusiones de dicho estudio internacional, presentado por investigadores del Centro Oncológico Beatson de la Universidad de Glasgow (Escocia) y en el que participaron más de 2000 pacientes, reflejaron como la combinación XELOX de oxaliplatino con capecitabina, comercializado por Roche con el nombre de 'Xeloda', es tan eficaz en términos de supervivencia libre de progresión que el tratamiento estándar con FOLFOX-4 (infusión de 5 FU/leucovorin más oxaliplatino).

Sin embargo, y además de mantenerse la media de supervivencia en torno a unos 8 meses, los datos confirman que XELOX ofrece "una nueva opción terapéutica" ya que, según el jefe del Servicio de Oncología Médica de la Universidad de Glasgow en Escocia y uno de los investigadores del estudio, el doctor Jim Cassidy, los pacientes "pueden visitar con menos frecuencia el hospital".

Así, los pacientes "pasan de invertir las 48 horas que tardaban en recibir la infusión con el tratamiento estándar a tan sólo una sesión de dos horas", con lo que también se consigue "una mejora en su calidad de vida", como añadió el doctor Fernando Rivera, del servicio de oncología del Hospital Marqués de Valcedilla de Santander.

Por otra parte, los resultados preliminares de este estudio en fase III también mostraron como al añadir el anticuerpo bevacizumab, comercializado por Roche con el nombre de 'Avastin' a los regímenes de quimioterapia, tanto vía oral como intravenosa, ofrece mejoras en la supervivencia sin progresión.

De este modo, y comparado con una quimioterapia sola, la adición de bevacizumab a cualquier combinación de quimioterapia mejoró las posibilidades de retrasar la progresión de la enfermedad en un 20%, aumentando de 8 a 9,4 meses respectivamente.

Al impedir la angiogénesis, el doctor Rivera destacó que la importancia de trastuzumab radicaría en que abarca algunos aspectos que no alcanza la quimioterapai, ya que el corte del suministro sanguíneo hacia al tumor evita "su crecimiento y la extensión a otras zonas del organismo".

En cuanto a la toxicidad, también destacó que es menos frecuente que en las quimioterapias, ya que se suele dar en tan sólo un 1% de los casos, aunque los efectos "son más serios" al incluir perforación gastrointestinal o sangrados, entre otros efectos secundarios, aseveró Rivera.

No obstante, el doctor de la del Hospital de Valdecilla destacó que en próximos estudios se tratará de comprobar su utilidad en otros cánceres de colon menos avanzados para ver que otros pacientes "pueden beneficiarse de este salto de calidad de vida".