6 de julio de 2020
30 de mayo de 2006

Siete de cada diez españoles está a favor de que se prohíba fumar en los restaurantes, según un Eurobarómetro

Siete de cada diez españoles está a favor de que se prohíba fumar en los restaurantes, según un Eurobarómetro

BRUSELAS, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El 70 por ciento de los españoles está a favor de que se prohíba fumar en los restaurantes, según se desprende de un Eurobarómetro especial sobre la actitud de los europeos respecto al tabaco presentado por la Comisión Europea en vísperas del Día Mundial sin tabaco. La encuesta revela, asimismo, que el número de fumadores en el conjunto de la Unión Europea ha disminuido sensiblemente en los últimos tres años y ha bajado en seis puntos porcentuales.

Entre las conclusiones del estudio se observa que más del 80% de los europeos está a favor de prohibir fumar en los lugares públicos, tanto en los centros de trabajo como en otros sitios cerrados, y que este porcentaje es igualmente alto, del 77%, en el caso de restaurantes, bares y cafés, aunque las opiniones varían en función de los Estados miembros.

Los más remisos a impedir fumar en los restaurantes son los checos, dado que la mitad de los encuestados no estarían de acuerdo, y los más entusiastas con la medida, los malteses y los irlandeses, un 93% en ambos casos.

En cuanto a la proporción de fumadores, el Eurobarómetro destaca que se ha pasado de un 33% en 2002, fecha del último sondeo sobre el tema, a un 27% en 2005 en el conjunto de la UE. En los quince antiguos Estados miembros se ve también cómo ha disminuido el consumo de cajetillas, dato particularmente significativo en Reino Unido y Francia, donde ha caído diez puntos, y España, donde el descenso ha sido de diez puntos.

El análisis de las variables sociodemográficas tenidas en cuenta en el estudio indica que los hombres fuman más cajetillas que las mujeres --un 31% respecto a un 23%, respectivamente-- y que los parados (45%) y los obreros (38%) se caracterizan por un consumo ligeramente superior a otras categorías profesionales. Los que declaran no haber fumado nunca han pasado del 42 % al 47 % desde 2002 y el 57 % de las mujeres y el 35 % de los hombres sostienen no haber encendido jamás un cigarrillo. Además, muestra que los ex fumadores han pasado del 19% al 22%.

El 75% de los ciudadanos sabe que el humo del tabaco puede ser peligroso para los no fumadores y son los jóvenes a quienes más parece molestar el humo, sobre todo porque ven desagradable el olor a tabaco. También los jóvenes, junto a las mujeres son los grupos que fuman menos y en los que el descenso del tabaquismo es más acentuado, aunque estos datos varían mucho según el Estado miembro, igual que el consumo de tabaco.

El Eurobarómetro recoge también la opinión de los europeos sobre los efectos nocivos del vino y muestra que, al contrario de lo que ocurre con el humo, hay una gran disparidad de criterios dependiendo del país. De hecho, tres de cada cuatro checos, españoles e italianos piensan que el vino es más bien inocuo y solamente el 13% de los suecos lo ven de la misma manera. Más del 70% de los suecos, además, creen peligroso beber uno o dos vasos de vino al día durante el embarazo.

La asociación del tabaco con el alcohol es bastante frecuente en una mayoría de países, aunque oscila entre el 80% de los finlandeses que declaran hacerlo y el 8% de los húngaros. En el caso de España, los encuestados que dicen asociar ambas sustancias suponen el 60%.

Igualmente variable es la combinación de tabaco y consumo de fármacos. Así, más del 70% de los húngaros, eslovacos y luxemburgueses aseguran no asociar nunca las dos sustancias mientras que, en el extremo opuesto, un 60% de irlandeses, españoles y británicos dicen hacerlo aunque sea sólo ocasionalmente.

La Comisión Europea apoya totalmente el Día mundial sin tabaco y respalda toda una serie de iniciativas de lucha contra el tabaquismo, entre ellas las veinticinco acciones nacionales que se enmarcan en la campaña antitabaco 'Help'.

El comisario responsable de salud y protección al consumidor, Markos Kyprianou, subraya que, a la luz de los resultados de la encuesta presentada hoy, está claro que la UE logra reducir el número de fumadores y que la actitud hostil hacia el tabaco no hace sino aumentar en Europa.

En todo caso, reclamó no bajar la guardia en la lucha contra el tabaquismo y adoptar medidas más firmes dado que, según el Eurobarómetro, tienen el apoyo de la opinión pública.