7 de julio de 2020
1 de marzo de 2006

Un tratamiento con células madre de la médula espinal no consiguió mejorar a pacientes de ataque cardiaco

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

Una terapia basada en células madre de la médula espinal no mejoró el funcionamiento del corazón en pacientes después de sufrir un ataque cardiaco, según un estudio de la Universidad Técnica de Munich (Alemania) que se publica en la revista 'Journal of the American Medical Association' (JAMA).

Los científicos dirigieron un estudio para analizar el valor del tratamiento que induce la movilización de células madre basado en el factor de crecimiento de colonias de granulocitos (G-CSF) en el que participaron 114 pacientes diagnosticados con infarto de miocardio y habían pasado por una operación de coronaria en las siguientes 12 horas posteriores al inicio de los síntomas. Los pacientes recibieron una inyección diaria de 10 g/kg de G-CSF o de placebo durante cinco días. Los pacientes fueron tratados entre febrero de 2004 y 2005.

Según los científicos, el tratamiento con G-CSF produjo una movilización signiticativa de células madre de médula espinal. Los investigadores descubrieron que no alteró el tamaño del área dañada por el infarto o el funcionamiento ventricular izquierdo después del ataque cardiaco. Además, señalan, en contraste con otros estudios, no aumentó el riesgo de estrechamiento de la arteria o episodios cardiacos adversos.

Los autores concluyen que la terapia de G-CSF para movilizar células madre de médula espinal no mejora la recuperación ventricular izquierda en pacientes con infarto agudo de miocardio después de una intervención cardiaca para restablecer el flujo sanguíneo cardiaco.