7 de julio de 2020
18 de abril de 2006

El uso de mercurio en los empastes dentales no provoca efectos neurológicos apreciables, según estudio

El uso de mercurio en los empastes dentales no provoca efectos neurológicos apreciables, según estudio

MADRID, 18 Abr. (EUROPA PRESS) -

No existen diferencias en efectos neurológicos entre niños con caries dentales tratados con empastes de amalgama de mercurio y aquellos a cuyas caries se aplicó otro tipo de materiales, según dos estudios del 'Children's Hospital Boston' y de la Universidad de Washington en Seattle (Estados Unidos), respectivamente, que se publican en 'Journal of the American Medical Association' (JAMA).

Los expertos explican que la amalgama dental plateada es un material reconstructor utilizado de forma extendida que contiene entre un 40 y un 50 por ciento de mercurio que emite pequeñas cantidades de vapor de mercurio. Debido a que el mercurio es una neurotoxina reconocida, existe preocupación sobre los efectos en la salud de la exposición a este metal.

Los científicos compararon el funcionamiento renal y neuropsicológico de niños cuyas caries se habían reparado utilizando amalgama o materiales libres de mercurio. Los investigadores estudiaron a 534 niños de Nueva Inglaterra entre septiembre de 1997 y marzo de 2005 que fueron asignados de forma aleatoria a recibir empastes con amalgama o materiales combinados de resina. Los niños tenían una media de 15 superficies dentales reparadas durante cinco años de seguimiento.

En el estudio de la Universidad de Washington, los científicos estudiaron a 507 niños de entre ocho y diez años procedentes de Lisboa (Portugal), para evaluar la seguridad de los empastes dentales de amalgama. Entre febrero de 1997 y julio de 2005, los niños tuvieron una media de 18,7 superficies dentales restablecidas en el grupo de amalgama y 21,3 reparadas en el del compuesto dental.

Según los autores, no se observaron diferencias en los efectos renales o neuropsicológicos entre los niños con los empastes con mercurio o sin él durante el seguimiento. Los niños que recibieron empastes con mercurio tenían mayores niveles de este elemento en la orina que los de los grupos control, pero no se registraron diferencias entre ambos grupos en los índices de inteligencia, atención, memoria general, combinación motora visual o niveles de albúmina en la orina.

En opinión de los investigadores, bajo la perspectiva de estos resultados no existe ninguna razón para dejar de utilizar amalgama de mercurio en el tratamiento tradicional de la caries en los empastes de los dientes posteriores.