5 de julio de 2020
28 de enero de 2006

Los Verdes romperán con el PSOE si Zapatero no se compromete antes del 10 de marzo al cierre de las nucleares

MADRID, 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Consejo General de Los Verdes aprobó hoy en Madrid por unanimidad una resolución en la que se emplaza al PSOE a negociar antes del 10 de marzo un giro en su política energética que recoja un compromiso de cierre de las centrales nucleares porque, en caso contrario, el diputado Francisco Garrido abandonará el Grupo Socialista del Congreso para pasarse al Mixto.

En esa resolución, a la que tuvo acceso Europa Press, se critica tanto la "nefasta política energética" del Ministerio de Industria --al que ve "más interesado en juegos oligopólicos" como la OPA de Gas Natural sobre Endesa--, como el incumplimiento de la promesa electoral de preparar el cierre ordenado de las centrales nucleares, que a su juicio parece estar siendo sustituida por la reapertura del debate nuclear que auspician Joaquín Almunia y los responsables económicos del PSOE.

Ante esta coyuntura, la organización ecologista reclama un compromiso medioambiental claro que incluya un calendario de cierre de las nucleares en el plazo de 20 años, la clausura de la central de Garoña (Burgos) y una serie de reformas legislativas, abordadas con perspectiva ecologista, en temas como protección del litoral, suelo, infraestructuras, reforma fiscal, ahorro energético, lucha contra el cambio climático, restricción de cultivos transgénicos y regulación de la contaminación electromagnética.

"Sin este giro, el acuerdo entre Los Verdes y el PSOE está desvirtuado pues nuestra presencia en el Parlamento no serviría a los objetivos políticos y ecológicos que se establecieron en 2004 --advierten--. Si antes del 10 de marzo no se han iniciado conversaciones públicas para abordar estos objetivos, Los Verdes consideraremos roto nuestros compromisos".

"VIOLACION DE LOS ACUERDOS" POR EL PSOE

En declaraciones a Europa Press, el diputado Francisco Garrido explicó que esta resolución había contado con el voto a favor de los 90 miembros del Consejo General de los Verdes y lamentó que se haya producido una "absoluta violación" de los acuerdos a los que había llegado con el Ejecutivo socialista.

Por eso, avanzó que pasará al Grupo Mixto si antes del 10 de marzo el presidente del Gobierno no se compromete de forma clara a cerrar la central nuclear de Garoña el próximo año y las demás en el plazo de 25 años.

En el caso de que finalmente pase al Grupo Mixto --donde hay dos diputados del BNG, una de Eusko Alkartasuna y otra de Nafarroa Bai--, Garrido promovería desde allí iniciativas de corte ecologista que hasta ahora no se le permiten en el Grupo Socialista. En cualquier caso, ha garantizado su apoyo parlamentario al Gobierno del PSOE en el resto de cuestiones.