28 de febrero de 2021
22 de febrero de 2021

Un canguro de hace 17.300 años, arte rupestre australiano más antiguo

Un canguro de hace 17.300 años, arte rupestre australiano más antiguo
Un aborigen inspeccionando una pintura naturalista de un canguro, que se determinó que tiene más de 12,700 años según la edad de los nidos de avispas de barro superpuestos. El recuadro es una ilustración de la pintura. - PETER VETH/ PAULINE HEANEY

   MADRID, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Una pintura de dos metros de largo de un canguro en la región de Kimberley, en Australia Occidental, ha sido identificada como la pintura rupestre intacta más antigua de Australia.

   Usando la datación por radiocarbono de 27 nidos de avispas de barro, recolectados de más y menos de 16 pinturas similares, una colaboración de la Universidad de Melbourne ha situado la pintura en hace entre 17.100 y 17.500 años.

   "Esto la convierte en la pintura in situ más antigua conocida de Australia", destaca el investigador postdoctoral doctor Damien Finch, quien fue pionero en la nueva y emocionante técnica de radiocarbono.

   "Este es un hallazgo significativo ya que a través de estas estimaciones iniciales, podemos comprender algo del mundo en el que vivieron estos artistas antiguos --explica en un comunicado--. Nunca podremos saber qué estaba en la mente del artista cuando pintó esta obra hace más de 600 generaciones, pero sabemos que el período naturalista se remonta a la Última Edad de Hielo, por lo que el ambiente era más fresco y seco que hoy".

   La investigación, publicada en Nature Human Behavior, es parte del proyecto de datación de arte rupestre más grande de Australia, dirigido por el profesor Andy Gleadow, de la Universidad de Melbourne, y en ella participan Balanggarra Aboriginal Corporation, las universidades de Australia Occidental, Wollongong y Manchester, la Organización Nacional de Ciencia y Tecnología de Australia, y los socios Rock Art Australia y Dunkeld Pastoral en Australia.

   El doctor Finch y sus colegas detallan cómo los refugios rocosos han conservado las galerías de pinturas rupestres de Kimberley, muchas de ellas pintadas por artistas más jóvenes, durante milenios, y cómo lograron fechar la pintura rupestre de canguro como la más antigua pintura in situ conocida.

   El canguro está pintado en el techo inclinado de un refugio rocoso en la finca del clan Unghango en el país de Balanggarra, sobre el río Drysdale en la región nororiental de Kimberley, en Australia Occidental.

   Investigadores anteriores observaron las características estilísticas de las pinturas y el orden en el que se pintaron cuando se superpusieron, y pudieron deducir que el estilo de pintura más antiguo es lo que se conoce como animal de relleno irregular o período naturalista, que a menudo presenta animales de tamaño natural. Este canguro es un ejemplo típico de pinturas de este estilo.

   El doctor Finch reconoce que es poco frecuente encontrar nidos de avispas de barro tanto superpuestos como subyacentes a una sola pintura. Para esta pintura pudieron muestrear ambos tipos para establecer la edad mínima y máxima de la obra de arte.

   "Fechamos por radiocarbono tres nidos de avispas debajo de la pintura y tres nidos construidos sobre ella para determinar, con seguridad, que la pintura tiene entre 17.500 y 17.100 años; lo más probable es que tengan 17.300 años", asegura.

   El doctor Sven Ouzman, de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Australia Occidental y uno de los investigadores principales del proyecto, explica que la pintura rupestre desbloquearía una mayor comprensión de la historia cultural indígena.

   "Esta icónica imagen de canguro es visualmente similar a las pinturas rupestres de islas en el sudeste asiático que datan de hace más de 40.000 años, lo que sugiere un vínculo cultural y alude a un arte rupestre aún más antiguo en Australia", añade Ouzman.

   Cissy Gore-Birch, presidenta de Balanggarra Aboriginal Corporation, resalta que "es importante que el conocimiento y las historias indígenas no se pierdan y se sigan compartiendo durante las generaciones venideras. La datación de esta pintura más antigua conocida en un refugio rocoso australiano tiene una gran importancia para los aborígenes y los australianos y es una parte importante de la historia de Australia".

   El siguiente paso para los investigadores, que tienen como objetivo desarrollar una escala de tiempo para el arte rupestre aborigen en Kimberley, es fechar más nidos de avispas en contacto con este y otros estilos del arte rupestre de Kimberley para establecer, con mayor precisión, cuándo se desarrolló cada período artístico cuándo comenzó y cuándo terminó.

Contador