25 de agosto de 2019
  • Sábado, 24 de Agosto
  • 20 de octubre de 2008

    Innova.- Expertos de UPV demuestran la incidencia de modificaciones superficiales para regenerar el cartílago articular

    VALENCIA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

    Investigadores del Centro de Biomateriales e Ingeniería Tisular (CBIT) de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) han demostrado que una modificación en la microtopografía de los biomateriales provoca diferentes comportamientos en las células del cartílago articular y la regeneración de cartílago dañado, informaron hoy fuentes de la institución académica.

    Se trata de la primera ocasión que se demuestra en laboratorio esta incidencia de las características superficiales de los biomateriales en la funcionalidad de las células cartilaginosas. Los estudios de los investigadores de la UPV han sido recogidos por 'Tissue Engineering', una de las revistas científicas de mayor impacto internacional en el ámbito de la Ingeniería Tisular. Esta revista recoge el desarrollo de dicha investigación en su último número de este mes de octubre, dedicándole además su portada, destacaron las mismas fuentes.

    "Controlando la superficie de un biomaterial podemos ver si las células responden de una manera óptima a lo que esperamos de ellas", apuntan los investigadores del Centro de Biomateriales e Ingeniería Tisular (CBIT) de la Universidad Politécnica de Valencia

    Según explican estos investigadores valencianos, ante una lesión, si el biomaterial sintético utilizado no está bien diseñado, la funcionalidad del tejido regenerado no está garantizada. De este modo controlando las propiedades superficiales a escala micrométrica se puede modular la interacción biológico-no biológico. "El objetivo final es poder variar la topografía para así controlar la respuesta celular en un material con una estructura porosa tridimensional y además biodegradable", añaden los investigadores.

    Algunos de los investigadores del CBIT que participan en este trabajo, realizado en colaboración con invetigadores portugueses de la Universidad de Minho, están adscritos al Centro de Investigación Príncipe Felipe de Valencia y al Centro de Investigación Biomédica en Red en Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (Ciber BBN), una iniciativa nacional del Ministerio de Ciencia e Innovación y el Instituto de Salud Carlos III.

    Este trabajo se ha realizado en el marco del proyecto del Plan Nacional de I+D 'Ingeniería de superficies en materiales soporte para terapias regenerativas'.