7 de agosto de 2020
3 de julio de 2020

14 años del accidente del metro de València, una fecha "que no hay que olvidar para no repetir los mismos errores"

14 años del accidente del metro de València, una fecha "que no hay que olvidar para no repetir los mismos errores"
La Asociación de Víctimas del Accidente del Metro a las puertas de la Ciudad de la Justicia de València - EUROPA PRESS - ARCHIVO

VALÈNCIA, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El trágico accidente de 2006 del metro de València --en el que fallecieron 43 personas y otras 47 resultaron heridas-- sucedió un 3 de julio de hace 14 años, una fecha que no hay que olvidar "para no repetir los mismos errores".

Así lo ha recordado el alcalde de la capital valenciana, Joan Ribó, en un mensaje en redes sociales en el que señala que "14 años después por fin se ha dado a conocer la verdad y se han reconocido las responsabilidades políticas". "No olvidemos para no repetir los mismos errores", pide el primer edil.

Y es que este aniversario del siniestro es el primero después de que cuatro exdirectivos de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) fueran condenados a 22 meses de prisión tras alcanzar un acuerdo de conformidad. En el fallo consta que "conocían las deficiencias de seguridad" en el tramo de la Línea 1 en la que descarriló el convoy y, sin embargo, "omitieron directamente su obligación de implementar medidas".

Tras la resolución judicial, lograda tras una lucha de más de una década, la Asociación de Víctimas del Metro 3 de Julio (AVM3J) convocó el 3 de marzo de 2020 la última concentración en la Plaza de la Virgen de València.

"SÍ QUE HAY RESPONSABLES"

Con ese acto, celebró la condena que reconoció la responsabilidad penal de cuatro directivos de FGV. Y lo hizo en aquella ocasión con el lema '43 muertos, 47 heridos, sí que hay responsables'. Los participantes se quitaron, en un gesto simbólico, las camisetas con el antiguo lema del colectivo ('43 muertos, 47 heridos, 0 responsables') para cerrar "una larga etapa".

Según manifestó entonces la que fuera la última presidenta de la asociación, Rosa Garrote, el logro no fue solo de este colectivo, "sino de todas las personas que con su apoyo han estado denunciando las irregularidades".

La asociación estuvo más de 13 años reclamando que se reconociese que la curva en la que sucedió el accidente era un punto peligroso y el siniestro "podría haberse evitado simplemente programando la baliza para controlar la velocidad, además de las deficiencias en cuanto a la seguridad de la línea uno y la responsabilidad de los directivos de FGV".