22 de septiembre de 2019
  • Sábado, 21 de Septiembre
  • 6 de septiembre de 2008

    Alicante.- Medio Ambiente tramita siete expedientes sancionadores en el Parque Natural de la Serra de Mariola

    VALENCIA, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

    La Conselleria de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda inició durante el pasado mes de agosto la tramitación de siete expedientes sancionadores en el ámbito del Parque Natural de la Serra de Mariola en Alicante.

    Al respecto, la directora general de Gestión del Medio Natural, María Ángeles Centeno, precisó en un comunicado que cinco de esas denuncias se han interpuesto por infracciones relacionadas con la circulación de vehículos a motor y las otras dos por no respetar la legislación de caza dentro del espacio natural protegido.

    Centeno aseguró que la Generalitat "desarrolla una intensa labor de vigilancia en toda la red de espacios naturales protegidos de la Comunitat y no tolera infracciones que puedan poner en peligro el entorno natural".

    Asimismo, recordó que los vehículos a motor no pueden circular por lugares de acceso restringido en los Parques Naturales de la Comunitat si no cuentan con la correspondiente autorización. Además, añadió que estos vehículos tienen prohibido circular por las sendas debido "al fuerte impacto erosivo que ocasionan, el riesgo de incendios forestales que provocan y las molestias y daños que ocasionan a la fauna y a la flora".

    De manera general, la circulación de vehículos por caminos y pistas forestales que no estén prohibidas al tránsito, está limitada a una velocidad máxima de 30 kilómetros por hora. Mientras que en las pistas de acceso restringido --Zona de Protección Integral--, la circulación de vehículos a motor que no tengan servidumbre de paso requiere autorización expresa.

    El Decreto 8/2008 que regula la circulación de vehículos a motor por terrenos forestales de la Comunitat Valenciana prohíbe circular campo a través y establece la prioridad de los senderistas y paseantes, vayan a pie o a caballo.

    Respecto a la causa de los expedientes de caza interpuestos, la director general explicó que los sancionados se encontraban cazando en caminos que están reservados al paso de viandantes, propietarios de terrenos, excursionistas y servicios de vigilancia.

    El abandono de cartuchos de caza también está penado por la ley, debido a su potencial contaminante, por lo que la Conselleria de Medio Ambiente recuerda a los cazadores la obligación de recogerlos.