4 de diciembre de 2020
20 de diciembre de 2007

Barberá considera que "la mejor manera de ayudar" al PP a ganar las elecciones es "seguir trabajando en Valencia"

VALENCIA, 20 Dic. (EUROPA PRESS) -

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, consideró hoy que "la mejor manera" de ayudar al Partido Popular (PP) y al presidente de esta formación política, Mariano Rajoy, a ganar las próximas elecciones generales, que se celebrarán en marzo de 2008, es "seguir trabajando en Valencia como lo he hecho en estos últimos 16 años con la colaboración de todo mi equipo de Gobierno".

Barberá realizó estas declaraciones en el acto de la inauguración del Centro Arqueológico de L'Almoina preguntada por la posible inclusión del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, en las listas del PP al Congreso para las próximas elecciones y la presencia de la primera edil valenciana en la candidatura por Valencia.

La alcaldesa reiteró que continuar ejerciendo su función en Valencia es "la mejor manera de ayudar y mejorar los resultados y ganar las elecciones" ya que, en su opinión, éste es "mi compromiso y mi ilusión con los valencianos".

Asimismo, subrayó que ella, como alcaldesa de Valencia, "no es causa, ni consecuencia, ni excusa de nada". Así, incidió en que, si Gallardón "quiere ir --en referencia a las listas-- y así lo ha considerado el partido de Rajoy, irá independiente a lo que haga la alcaldesa de Valencia", porque "vamos cargos y personas absolutamente independientes y con expectativas diferentes unos de otros".

"No somos 'ni la corda ni el poal'", destacó Rita Barberá, quien señaló que, por lo tanto, Ruiz Gallardón y ella misma no son "ni causa ni consecuencia", de modo que cada uno "hará lo que crea conveniente".

Por este motivo, solicitó que no se le relacione con el primer edil madrileño "ni como alcalde ni como persona" y, tal y como añadió, "ni mucho menos a la ciudad", refiriéndose a Madrid y a Valencia, ya que, a su juicio, la capital de la Comunitat "no está al burro de que lo haga otra ciudad".

Barberá mostró su "máximo respeto" a "la voluntad, las expectativas y las ilusiones" de Alberto Ruiz Gallardón. En esta línea, remarcó que el alcalde de Madrid tiene "todo mi respeto y comprensión", pero aseguró que ella no tiene "nada que ver" con la situación de Gallardón.