24 de octubre de 2020
21 de septiembre de 2020

Bonig ofrece su apoyo para aprobar los presupuestos y Puig le reprocha las "líneas rojas" para el acuerdo

Bonig ofrece su apoyo para aprobar los presupuestos y Puig le reprocha las "líneas rojas" para el acuerdo
La presidenta del Partido Popular de la Comunidad Valenciana, Isabel Bonig, durante su intervención junto al presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, en el debate de Política General - ROBER SOLSONA - EUROPA PRESS

   VALÈNCIA, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

  

La presidenta del PPCV, Isabel Bonig, ha ofrecido al presidente de la Generalitat, Ximo Puig, salir este mismo lunes del Debate de Política General con los Presupuestos de 2021 aprobados si se respetan cinco ejes de actuación y tres reivindicaciones compatibles con "el espíritu de reconstrucción". Puig, que ha cuestionado que se puedan aprobar hoy las cuentas cuando ni siquiera se conoce el techo de gasto, le ha recalcado que para llegar a un acuerdo "se necesita menos líneas rojas y una voluntad clara de consenso".

   Bonig ha comenzado su intervención pidiendo un minuto de silencio por las víctimas de la Covid y durante su discurso ha tendido la mano a Puig en diversas ocasiones para salir con las cuentas aprobadas, porque lo que "viene es duro", si se respetan cinco ejes: reducir el sector público y el número de altos cargos un 30% y a siete las consellerias; acometer actuaciones de emergencia en la sanidad; una educación de calidad; rebajas de impuestos y reforzar los servicios sociales. Además, ha exigido al Gobierno de Pedro Sánchez no tocar las pensiones, un modelo de financiación justa y mantener los ERTE con las mismas condiciones como mínimo hasta el próximo mes de abril.

    Bonig ha mantenido que estamos ante una situación "excepcional" en la que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, "ha reconocido el fracaso de su gestión" al "delegar" la salida de la pandemia en los presidentes autonómicos y hoy corresponde a Puig "sacarnos de la crisis".

   Al respecto, ha advertido de que tras una "primera legislatura de la oscuridad" ahora estamos "camino del caos", pero ha recalcado que ante este "desgobierno" el PP actúa desde "una lealtad crítica" por el apoyo dado al gobierno de Puig y un "sosiego dinámico" por las propuestas de reconstrucción que han planteado.

   "Ante la falta de liderazgo ahí ha estado el PP porque somos  conscientes del momento histórico y de las graves dificultades de lo que va a venir y ahora hay que pasar de los ximoanuncios a las realidades", le ha exigido.

   Por ello, plantea una reducir un 30% el número de asesores y dejar las consellerias a siete; y en materia de Sanidad blindar el presupuesto de la sanidad pública, reforzar la Atención Primaria, un plan de choque público-privada para afrontar las listas de espera, mientras que en materia educativa pide implementar la enfermería escolar, realizar test periódicos masivos, la digitalización de los centros, y una ley que permita la conciliación laboral con una deducción de 1.500 euros para los familiares que tengan que conciliar.

   La cuarta condición es no solo no subir los impuestos de valencianos, sino rebajar el 7% del tramo autonómico del IRPF a quienes ingresen menos de 35.000 euros, eliminar el impuesto de sucesiones y donaciones y el impuesto de patrimonio. Además, planeta un plan de impulso de más de 620 millones de euros en apoyo de la industria y los autónomos. Por último, reforzar los servicios sociales, en concreto realizando test masivos a residentes de centros de mayores, un plan de choque para las residencias y más fondos para el tercer sector.

   Bonig ha afeado al presidente de la Generalitat que es "indecente" pedir perdón sin "propósito de enmienda" y solo como "instrumento político para sacar un titular", lo que en su opinión demuestra que el jede del Consell está "más preocupado por su imagen que en resolver los problemas" a los que asiste como "un mero espectador".

   Así, la síndica popular, ha cuestionado a Puig si tiene "la conciencia tranquila" con su "cuestionable gestión" y le ha recriminado que "su falta de credibilidad" porque el "incumplimiento" de sus 'ximoanuncios' generan "frustración". En ese sentido, ha advertido sobre los políticos "milagrosos" que prometen "el cielo en la tierra y acaban convirtiendo la tierra en un infierno".

   "Esta Comunitat vive un momento históricos sin precedentes y necesita un presidente del Consell fuerte, con un presupuesto integrador que suponga creer en la gente y no expulsar a nadie", ha apostillado Bonig que ha exigido a Puig que "no arrincone al PP" por "sectarismo" y se comporte como "el líder de los valencianos y no el líder de los socialistas".

DISPOSICIÓN DE ACUERDO

  Puig ha comenzado su réplica afeando a Bonig sus insultos y sus acusaciones de que el Consell "no le importa el sufrimiento de la gente". "Yo nunca le diré indecente ni traidora", ha recalcado Puig, que ha cuestionado a Bonig que ante el panorama catrastrofista que ha dibujado "qué haría si fuera la jefa de la oposición en Madrid" frente  a la gestión de Isabel Díaz Ayuso.

   Por contra, ha recalcado que estamos viviendo un momento "extraordinario" en el que "tirarse a la cara esta situación no tiene ningún sentido ni ayudará a resolverla" y ha recordado a la líderes de los populares valencianos que ha contestado a todas las cartas que le ha escrito.

   Con todo, ha subrayado su disposición a hablar "ahora y siempre" con aquellos que llegar a un acuerdo y ha espetado a Bonig que su gestión sigue lo que marca los técnicos. "Yo confío en la ciencia y en la razón", ha recalcado.

   En ese sentido, ha criticado a Bonig que quiera blindar el presupuesto de la sanidad pública cuando fue el gobierno del PP quien la privatizó. "No se puede venir a dar lecciones", ha señalado a Bonig, a la que también ha reprochado su "populismo sanitario".   Puig ha defendido los resultados de su plan de contingencia que, sin hacer triunfalismos, nos lleva una situación positiva, y somos la Comunitat que menos contagiados hemos tenido.

   Además, ha cuestionado que se puedan bajar impuestos y dar más servicios y ha señalado que si esta crisis se solucionara quitando el 30% de altos cargos lo haría ahora mismo. Por contra, ha defendido la fiscalidad progresiva del Botànic para que pague más quien más tiene y ha recalcado que su Consell "nunca" avalará un recorte de pensiones.

   Puig, tras recordar las mejoras implantas en sanidad y educación, ha agradecido a Bonig su apoyo al inicio de la pandemia y ha insistido en que su Consell está "absolutamente dispuestos a hablar ahora" y "avanzar" pero ha insistido en que lo que se necesita es "una voluntad de consenso sin línea rojas". "Ahora los valencianos necesitamos más acuerdos y menos gritos", ha apostillado.

Para leer más