21 de octubre de 2019
9 de julio de 2008

Castellón.- El TSJCV pide al CGPJ un refuerzo para los juzgados 1 y 2 de Nules que supondrá crear órganos 'bis'

CASTELLÓN, 9 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) ha solicitado al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) una medida de refuerzo para los juzgados de primera instancia e instrucción números 1 y 2 de Nules (Castellón), que supondrá la creación de dos juzgados 'bis' compuestos cada uno de ellos por un juez, un secretario judicial, un gestor y dos tramitadores, según informó el TSJCV en un comunicado.

Este órgano entiende "necesaria" la adopción de esta medida de refuerzo, dada "la situación de saturación por la que atraviesan los mencionados juzgados, y que es conocida por el Consejo General del Poder Judicial a consecuencia de la visita realizada por el Servicio de Inspección".

El juzgado número 1 de Nules instruye, entre otros procesos, la causa contra el presidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra, imputado por uno o varios presuntos delitos contra la Administración Pública y un supuesto delito fiscal, y actualmente continúa sin titular ya que ninguno de los jueces de la nueva promoción eligió este destino, cuya plaza está vacante desde el pasado mes de diciembre, según se informó el pasado 1 de julio.

La medida solicitada por el TSJCV, que deberá ser aprobada por el CGPJ, ha sido trasladada también al Ministerio de Justicia y a la Dirección General de Justicia de la Conselleria de Justicia y Administraciones Públicas de la Generalitat valenciana, instituciones a quienes corresponde la dotación de medios materiales y personales.

Para la puesta en marcha de este refuerzo, por un plazo inicial de seis meses, prorrogable, la Sala de Gobierno propone la adscripción "con carácter temporal y de forma continuada a los Juzgados de Primera Instancia e Instrucción número 1 y 2 de Nules de los Jueces sustitutos que en la fecha de inicio de la medida se encuentren disponibles, con el fin de que colaboren con sus titulares".

Según el TSJCV, el partido judicial de Nules "ha figurado durante los últimos años entre los más saturados de la Comunitat Valenciana, y así se ha reflejado en todas las memorias de actividad" del alto tribunal valenciano. Esto ha determinado, entre otras cosas, "la puesta en marcha de un cuarto juzgado recientemente", señaló.

El TSJCV precisó que, en estos momentos, los juzgados de Primera Instancia e Instrucción número 1 y 2 de Nules "están siendo atendidos por jueces sustitutos, al igual que ocurre en otros partidos judiciales de la Comunitat". De hecho, precisó que "no han cubierto la plaza los juzgados 1 y 3 de Onteniente, 3 de Sagunto, 1 y 2 de Villena y 2 de Xátiva, ya que los 9 jueces asignados a los juzgados mixtos valencianos de la última promoción de la Escuela Judicial no han sido suficientes para cubrir todas las vacantes existentes en estos momentos".

Al igual que los juzgados de Nules, tienen equipos de refuerzo los juzgados de lo Penal de Benidorm y Orihuela, los juzgados de Ejecutorias de Valencia y los juzgados de Violencia sobre la Mujer de Valencia y Alicante, entre otros.

Esta situación de "saturación" de trabajo que hace "necesaria" la solicitud de refuerzos por parte del TSJCV es la que "ha determinado que su presidente, Juan Luis de la Rúa, haya solicitado en reiteradas ocasiones la creación de un número suficiente de órganos judiciales que permita a los tribunales valencianos dar la respuesta adecuada a los problemas que plantean los ciudadanos".

En este sentido, el TSJCV recordó que durante la presentación de la memoria anual del pasado año 2007, el presidente "estableció en 100 el número de juzgados necesarios para garantizar la calidad del servicio que esperan los usuarios de la Justicia en la Comunitat Valenciana".

Esta "preocupación" del TSJCV sobre la "calidad del servicio que presta la Administración de Justicia", que el presidente Juan Luis de la Rúa y su Sala de Gobierno "han reiterado en sucesivas y anteriores ocasiones, alcanza a todos y cada uno de los procedimientos que se encuentran en trámite en los juzgados valencianos, especialmente en aquellos partidos judiciales donde hay dificultades para garantizar una calidad óptima".