19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 14 de abril de 2014

    Català destaca la normalidad en el plazo de solicitudes de Infantil y Primaria y no prevé que altere el arreglo escolar

    Català destaca la normalidad en el plazo de solicitudes de Infantil y Primaria y no prevé que altere el arreglo escolar
    STEPV

    VALENCIA, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

       La consellera de Educación, Cultura y Deporte, María José Català, ha subrayado que el plazo de presentación de solicitudes de admisión de alumnado de Infantil y Primaria para el curso 2014-15, que se cierra este lunes, se ha desarrollado con "muchísima normalidad" y ha agregado que "lo normal" es que no se produzcan alteraciones en el arreglo escolar previsto por su departamento para el próximo curso.

       Así lo ha señalado la titular de Educación a preguntas de los medios tras la presentación de la ópera 'Maror'. La responsable de política educativa del Consell ha subrayado que la Generalitat ha detectado "mucha normalidad en este procedimiento" y que, a partir de ahora, se llevará a cabo la baremación.

       Interrogada por si, una vez recibidas las solicitudes de escolarización, estas pueden cambiar las supresiones de aulas previstas en el arreglo escolar, Català ha recordado que su departamento "trabaja con el censo y los datos del padrón de cada una de las poblaciones para conocer los niños de 3 años que se incorporan a Infantil, por lo que lo normal es que la planificación se mantuviera fija y no tienen por qué verse alterada", ha reflexionado la consellera que, no obstante, ha precisado que "puede haber alguna casuística".

    138 NUEVAS UNIDADES

       Sobre las protestas que este fin de semana se han realizado en Valencia contra la supresión de unidades, ha reiterado su "respeto" a este tipo de acciones pero ha recordado que el arreglo, "en el cómputo global, contempla más habilitaciones que supresiones de unidades", en concreto 138 nuevas para el curso que viene.

       Y esto se lleva a cabo, ha apostillado, "a pesar de que va a haber 6.000 niños menos escolarizados por un descenso de la natalidad y del alumnado inmigrante que es más que evidente".

       En la misma línea, ha defendido que la administración educativa ha hecho "una redistribución de recursos, de unidades y profesorado, y hay más habilitaciones por lo que se podrá dar respuesta a las necesidades de cada uno de los municipios".