26 de agosto de 2019
  • Domingo, 25 de Agosto
  • Sábado, 24 de Agosto
  • 27 de julio de 2009

    Condenada la dueña de una marisquería de Alicante a un año y medio de cárcel por quedarse muebles embargados

    ALICANTE, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

    La sección tercera de la Audiencia Provincial ha condenado a una pena de un año y medio de prisión a la propietaria de un restaurante marisquería de Alicante, por apropiarse del mobiliario del establecimiento pese a que éste había sido embargado y tasado en unos 6.000 euros.

    La sentencia del tribunal estima probado que la acusada, identificada como G.G.M., tras el embargo practicado en octubre de 2002 del mobiliario existente en el interior de la marisquería que poseía en Alicante, "sacó del local dichos bienes embargados, que habían sido tasados en 6.315 euros, y los hizo suyos, no dando razón de su paradero".

    El embargo se había efectuado en presencia de la acusada, que había sido nombrada depositaria con apercibimiento de las responsabilidades penales en que podrían incurrir, y ésta se había comprometido a mantenerlos a disposición judicial, según precisa la sentencia.

    El Ministerio Fiscal pedía inicialmente para la acusada una pena de 4 años de prisión por un delito de malversación de caudales públicos, inhabilitación absoluta por tiempo de 8 años, así como el pago de las costas y una indemnización de 6.319 euros a la parte demandante.

    No obstante, a lo largo del proceso, la acusada accedió a pagar la indemnización al perjudicado, por lo que una vez abierta la sesión del juicio oral, el Ministerio Fiscal modificó sus conclusiones provisionales al apreciar la circunstancia de reparación del daño, como muy cualificado, y rebajó su petición a una pena de 1 año y 6 meses de prisión, inhabilitación absoluta por tres años y costas.

    Además, durante la vista oral la acusada se confesó autora del delito que se le imputaba en la nueva calificación del Ministerio Fiscal, y se conformó con la pena impuesta. De este modo, el tribunal la ha condenado a un año y medio de prisión, con inhabilitación absoluta del derecho de sufragio pasivo por tres años y el pago de las costas procesales causadas.