23 de agosto de 2019
  • Jueves, 22 de Agosto
  • 7 de agosto de 2010

    La Guardia Civil se incauta de cuatro galgos que supuestamente habían sido robados

    La Guardia Civil se incauta de cuatro galgos que supuestamente habían sido robados
    GUARDIA CIVIL

    ALICANTE, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

    El Servicio de Protección de la Naturaleza del Cuerpo (Seprona) de la Guardia Civil se incautó, el pasado mes de mayo y de manera cautelar, de cuatro galgos que se encontraban encerrados en el interior de un vallado ubicado éste en vía pública y en una barriada de Alicante. Asimismo, detuvo a una persona, a la que le imputa la presunta comisión de un delito contra el patrimonio.

    El pasado 31 de mayo, una patrulla del Seprona que se encontraba prestando servicio, observó al pasar por una de las calles de una barriada de Alicante, como en la misma vía pública se hallaba un vallado y, en su interior, había encerrados cuatro galgos, según ha informado este sábado el Instituto Armado en un comunicado.

    Después de las gestiones practicadas, los componentes de la patulla lograron localizar al que dijo ser el propietario de los perros, aunque no pudo acreditar documentalmente esa propiedad. Esta persona, de 38 años y nacionalidad española, fue detenida, acusada de un delito contra el patrimonio.

    Asimismo, la Guardia Civil, de manera cautelar, se incautó de los canes y los trasladó hasta el albergue de animales de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante, donde quedaron en calidad de depósito y a la espera de que se produjera la identificación de los legítimos propietarios de los galgos, dos hembras y dos machos de unos ocho y nueves meses de edad, uno canela y los otros tres canela atigrados.

    El Seprona realizó la reseña de los animales y la remitió, junto a las correspondientes fotografías, a las comandancias de la Guardia Civil limítrofes de Valencia, Murcia y Albacete, con el fin de identificar y localizar a los legítimos propietarios de los mismos.

    Tras más de siete meses sin resultados, la Guardia Civil tuvo conocimiento de que a un vecino de la localidad murciana de Alcantarilla le habían sido sustraídos, entre los días 12 y 15 de noviembre de 2009, cuatro galgos, tres hembras y un macho.

    Ante este hecho, se contactó con esta persona, quien reconoció como propios tres de los cuatro galgos, que le fueron entregados al poder acreditar su titularidad. La Guardia Civil continúa con las gestiones para localizar al dueño del otro perro, aunque hasta el momento no ha habido resultado positivo.

    Para leer más