4 de diciembre de 2020
21 de octubre de 2020

La oposición de València urge un plan decidido de reactivación y el PSPV ofrece una "tregua política"

La oposición de València urge un plan decidido de reactivación y el PSPV ofrece una "tregua política"
Debate sobre el estado de la ciudad en el Ayuntamiento de València - AJUNTAMENT

Ribó pide unidad en la negociación de los presupuestos y Gómez invita a Ciudadanos a llegar a un acuerdo

VALÈNCIA, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -

La oposición en el Ayuntamiento de València (PP, Cs y Vox) ha exigido este miércoles un plan decidido para la reactivación económica y social ante la evolución negativa de la pandemia, mientras que el PSPV (socio de gobierno con Compromís) ha ofrecido una "tregua política" hasta que acabe la crisis.

El debate sobre el estado de la ciudad, el primero de la legislatura desde las elecciones de 2019, ha estado marcado por el coronavirus y la emergencia económica y social, con una retahíla de críticas de la oposición al alcalde, Joan Ribó (Compromís), por la gestión desde marzo y sus proyectos de futuro.

Como portavoz del PP, Mª José Catalá, ha anunciado cien propuestas para crear empleo, combatir la pobreza y mejorar la atención a los que sufren la crisis. Entre ellas, reforzar los servicios sociales porque le "sorprende tanta gente viviendo en la calle", PCR en los barrios más afectados por el virus en base a los análisis de aguas residuales o desbloquear proyectos como la ampliación del puerto.

En cifras, ha tachado de freno a la reactivación que "el Ayuntamiento lleve 265 millones recaudados en plena pandemia: 40.000 euros cada hora mientras 40 valencianos pierden su trabajo al día". "Han cambiado el 'Rescatem persones' por el 'Sablem a impostos'. Tenemos a un alcalde media jornada gestionando la peor crisis de la historia reciente", ha atacado.

La 'popular' ha exigido que Ribó esté "más pegado a la calle" y sea más reivindicativo con la inversión del Gobierno al transporte metropolitano de València, así como más ejecución de las inversiones y que no se adjudiquen ayudas "a dedo" a entidades catalanistas. Y ha cuestionado medidas como los puntos 'wifi' cuando "no funciona ni en el Ayuntamiento".

"Vanagloriarse en tiempos de decadencia es faltar el respeto a las víctimas", ha recalcado en relación al discurso de Ribó y su falta de alusión a un posible toque de queda o al repunte de contagios, sin "una sola palabra para el empleo" y cuando "nada se sabe del plan de reconstrucción".

Fernando Giner (Cs) ha ofrecido colaboración para la salida de la crisis pero ha pedido que el Ayuntamiento "abra la mano" en los presupuestos, ya que ha criticado que el 28% de las 54 propuestas de Ribó eran viejas. También ha presentado las "tres fotografías" de la València actual: un centro "triste" con persianas bajadas, la "ciudad de los 25 minutos" para llegar a los servicios básicos y un espacio público "descontrolado" por el botellón.

Ha reprochado que el primer edil presente "una València idílica", ante las colas en los servicios sociales y los mayores que viven solos, y ha asegurado que no le ha visto negociar con el ministro de Transportes, el valenciano José Luis Ábalos, y a pesar de ello rechace las inversiones del Gobierno.

De cara a los fondos europeos de reconstrucción, el portavoz 'naranja' ha recordado a Ribó que no se trata de "presentar unos papeles o un 'powerpoint'", sino proyectos serios. También ha afeado que tanto él como la vicealcaldesa, Sandra Gómez (PSPV), estén "en un juego infantil de si València es republicana o no" por la pregunta sobre la monarquía en el último barómetro municipal.

Estas son las propuestas de Cs: plan de recuperación del centro y "salvar la Navidad"; programa de choque 'verde' para podar los "hierbajos" con diez millones para rehabilitación energética en viviendas; potenciar el uso de coches eléctricos con más cargadores porque "ahora solo hay tres"; implantación del cheque escolar de 0-3 años; plan de barrios contra el "descontrol" de los fines de semana. Todo ello sin subir impuestos y con colaboración público-privada.

De Vox, Pepe Gosálbez ha cargado contra "el desgobierno de una València cada vez más sucia" y contra "un alcalde desaparecido que prometió que no tendría ningún concejal investigado y mantiene a Fuset", el de Administración Electrónica, Pere Fuset (Compromís), y su situación judicial por el accidente mortal en los conciertos de Viveros en 2017.

"Sois unos 'malfaeners'. El Covid no tapa vuestras vergüenzas", ha arremetido a Ribó por "convertir los presupuestos en papel mojado" e "hincar sus colmillos fiscales en la yugular de los valencianos". También ha lamentado que "València fue pisoteada mundialmente por Carlos Galiana", el edil que simuló hablar en inglés con mascarilla en la candidatura a la capital europea de la innovación.

En esta línea, el de Vox ha reprochado a Ribó que "no corte la cabeza a quien se la tiene que cortar: a Grezzi", responsable de Movilidad, Giuseppe Grezzi, por el fraude de cuatro millones en la EMT. Y ha puesto ejemplos de mala gestión como que "solo hay un policía para objetos perdidos o solo una pistola 'táser' por distrito".

PSPV: NO HAY QUE RESIGNARSE A QUE VALÈNCIA SEA PEOR

Por parte del Govern del Rialto, la vicealcaldesa Sandra Gómez ha pedido ante el hemiciclo una tregua política, "un alto al fuego al menos mientras dure la pandemia", siguiendo el talante de Ramón Vilar, concejal de Hacienda fallecido hace unos meses, en la negociación de los presupuestos de 2021. "Pactemos, demuestre que es algo distinto a Ciudadanos en Madrid", ha invitado a Giner.

Ha defendido que no hay que resignarse a que València sea peor que antes de marzo, sino "más vital" con proyectos como que los vecinos tengan a 15 minutos todos los servicios públicos, la "ciudad de plazas" y la peatonalización de las avenidas Pérez Galdós y del Puerto, de los entornos de 29 centros escolares y de los barrios Nazaret, Campanar, Castellar, Orriols, Torrefiel y Ciutat Fallera.

"Reconquistar el espacio público es algo más que desconfinarnos", ha reivindicado para defender el "derecho al balcón" mediante un cambio normativo para que todas las viviendas de protección oficial (VPO) cuenten con una superficie exterior de terraza.

Otros objetivos de los socialistas es que València sea la ciudad con más calles peatonales y cuente con un "anillo verde" gracias a nuevos parques como el de desembocadura en el sureste, el de carolinas en el oeste y la ampliación del de Benicalap, así como destinar un "espacio importantísimo" a empresas en suelo de uso terciario en el Grao y Benimaclet, "principales desarrollos urbanísticos pendientes".

Gómez se ha comprometido a destinar el 2,5% del presupuesto a reactivación y a pedir al Gobierno que el soterramiento de las vías del Parque Central se financie con fondos de la UE, junto a un plan para reactivar la cultura y que no haya un apagón creativo. También ha defendido que "no caben los discursos del odio", con propuestas como dedicar un espacio a Balbina Medrano (primera mujer edil) o a Indalecio Prieto y Francisco Largo Caballero (ministros de la II República): "España necesita mirarse más en el espejo de València y menos en Madrid".

RIBÓ AGRADECE LA VOLUNTAD DE ACUERDO

En sus réplicas, Ribó ha agradecido la voluntad de acuerdo de "algunos" que ya quedó plasmada en el pacto de reconstrucción y ha llamado a la unidad en el trabajo diario y en la negociación de los presupuestos de 2021. Se ha comprometido a "no montar continuos conflictos" ni con la Conselleria ni con el Ministerio de Sanidad.

"Es posible que el alcalde esté ausente, pero es valorado por el 96% de la población", ha recalcado, y ha rechazado las críticas por el servicio de EMT a pesar de "la campaña de desprestigio". Ante las quejas de Cs, ha indicado que espera reunirse pronto con Ábalos y ha reconocido que el botellón es un problema que se trata de resolver con sanciones y concienciación.

Y ha criticado al PP que repita "las mismas denuncias" a órganos como Fiscalía o Antifraude: "Necesitáis lanzar como sea un mensaje de que todos somos iguales para tapar vuestra historia, pero este es un gobierno honrado". Es más, ha anunciado que el Tribunal de Cuentas "ha tumbado de nuevo la última denuncia del PP" de irregularidades en contratos menores.

Para leer más