27 de mayo de 2019
14 de mayo de 2019

La patronal valenciana quiere que empiece "la legislatura de la innovación" y que la Comunitat gane peso en Bruselas

Puig tiene "esperanzas fundadas" en que mejore la financiación y apuesta por una UE "potente": "Cuanto menos Europa, más selva"

La patronal valenciana quiere que empiece "la legislatura de la innovación" y que la Comunitat gane peso en Bruselas
GVA

VALENCIA, 14 May. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Empresarial Valenciana (CEV) quiere que los próximos cuatro años supongan "la legislatura de la innovación" y la Comunitat se sitúe "en el pelotón de cabeza en España", con la infrafinanciación autonómica como principal reto a superar junto a un mayor peso en Madrid y Bruselas.

A una semana de las elecciones europeas, el presidente de la patronal, Salvador Navarro, ha llamado a votar el 26 de mayo para conseguir "una Europa fuerte". "Somos 47 millones de españoles y cinco millones de valencianos; en comparación con 1.300 millones de chinos no somos nada", ha manifestado a los periodistas antes de la clausura de la asamblea general.

El encuentro en Fundación Bancaja ha reunido a empresarios y a representantes políticos como el 'president' de la Generalitat en funciones y líder del PSPV-PSOE, Ximo Puig, apenas una hora después de la primera reunión para la reedición del Botànic junto a Compromís y Unides Podem-Esquerra Unida. También han asistido la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, y cargos de otros partidos como Fran Ferri (Compromís) o Rubén Martínez-Dalmau (Podem).

De cara al nuevo Consell, el titular de la CEV ha instado a Puig a desarrollar la evolución del modelo productivo y dar un impulso a su capacidad innovadora, al tiempo que ha hecho hincapié en la voluntad común de solucionar la infrafinanciación, ante lo que cree que "todos coinciden". "Nuestra histórica infrafinanciación obliga a ser sensatos y no malgastar ni un céntimo, a racionalizar y controlar el gasto público, y a trabajar unidos", ha recalcado.

Paralelamente, ha advertido sobre la existencia de "cierta ralentización", con un crecimiento del 2,1% frente a la media estatal del 2,6%, y ha llamado a reconvertirla en "esa evolución del modelo económico que tenemos pendiente".

Como principales riesgos, el Brexit y sus repercusiones en el comercio exterior y el turismo, el retraso del acuerdo Estados Unidos-China y la evolución de las economías a las que exporta la Comunitat, junto a la "incertidumbre" sobre las políticas de los nuevos gobiernos y "la posible reversión de las reformas".

Ante este escenario, la CEV aboga por medidas económicas que "generen confianza y estabilidad" para avanzar en bienestar social y lograr una mayor retribución salarial. También por "no tener ningún miedo" a la colaboración público-privada y por utilizar una posible mejora de la financiación en "dar un mayor apoyo a la empresa".

Y en clave política, tras la entrada de Podem en el Consell, la patronal pretende "estar trabajando en Les Corts" en cuestiones como los residuos o las "posibles tasas del azúcar o del turismo, y sobre todo en medioambiente". "Tenemos que hacer una transición poco a poco; cuando se hacen movimientos anómalos y rápidos el mercado se pone muy nervioso", ha alertado Navarro.

DAR UN GIRO EN SOSTENIBILIDAD

El 'president', por su parte, ha recogido las propuestas de la CEV, pero ha apuntado la necesidad de "confluir en la necesidad de dar un giro en la sostenibilidad, que debe ser dialogado siempre". "No podemos dejar pasar el tiempo; el cambio climático está ahí, nadie lo puede dudar", ha reivindicado, y ha coincidido en que Europa es fundamental en este desafío.

"Cuando menos Europa haya, más selva; más selva en el peor sentido de la palabra", ha enfatizado Puig, para llamar al voto y apelar a que la Comunitat "asuma su responsabilidad" en el reto del cambio climático.

En materia de financiación, ha destacado como "extraordinariamente positivo" que el Gobierno haya remitido a la UE el nuevo plan económico-financiero en el que "incluye la reforma del sistema de financiación", con lo que cree que hay "esperanzas fundadas" para que mejore la economía valenciana. Para conseguirlo, ha agradecido el apoyo de los agentes económicos: "Estamos en la buena dirección".

Ha coincidido con la patronal en que "tiene que ser la legislatura de la innovación", pero también de la Formación Profesional (FP) y de la vinculación del mercado y la enseñanza para "subir definitivamente al caballo de la nueva economía". "Y lo tenemos que hacer juntos, con la máxima colaboración posible", ha subrayado.

CIERRA 2018 CON 130.000€ EN PÉRDIDAS

En el cónclave anual, la CEV ha aprobado tanto las cuentas de 2018 como el presupuesto de 2019 y sus nuevos estatutos, con la integración ya acordada de la Unión Empresarial de la Provincia de Alicante (Uepal). En concreto, el pasado ejercicio registró 2,54 millones de ingresos (el 21,6% más de lo previsto) y 2,67 en gastos (27,8% más).

Los resultados recogen 130.426 euros en pérdidas como consecuencia de los responsabilidades contraídas con los trabajadores de la extinta Cierval. La CEV estableció 296.519 euros en materia de provisiones ante la demanda que presentaron los trabajadores despedidos por la antigua organización, si bien la ganó en el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat (TSJCV) y el Fogasa (Fondo de Garantía Salarial) ha recurrido.

"Si se gana este contencioso, habrá beneficios", ha subrayado en la asamblea el tesorero, Francisco Javier Quiles, mientras las pérdidas también se compensarán "con la buena salud en Tesorería y el margen de maniobra de 514.000 euros". También ha destacado que "hace cinco años, la mayoría de ingresos eran públicos, y con la nueva Presidencia se ha conseguido que la participación pública esté en el 38,54%", el 25% correspondiente a la Ley de Participación.

PREVISIÓN DE BENEFICIOS

Para este año, el presupuesto aprobado --adaptado al modelo de la CEOE para "hablar el mismo idioma"-- prevé 2,6 millones de euros en ingresos y en gastos, un 18,7% y un 12,1% más que en 2018, respectivamente, y un resultado positivo de más de 12.000 euros. La CEV estima que los mayores ingresos se den en las subvenciones de capital (+144%) y los gastos en amortizaciones (+91%).

Por otro lado, los cambios en los estatutos pretenden "dar más seguridad a las organizaciones representativas" e incluyen un incremento del número de vocales en los distintos consejos --se mantiene la cuota en 1.300 euros-- y el cambio de nombre de los provinciales a CEV Valencia, CEV Alicante y CEV Castellón. El nuevo Código de Buen Gobierno persigue dotar a la patronal de principios de conducta empresarial en base a códigos nacionales e internacionales.

En su discurso de cierre ante los afiliados, Salvador Navarro ha resaltado la "transformación" de la organización en un proyecto "ambicioso" y ha puesto en valor la presencia de empresarios valencianos en la patronal nacional. También ha defendido los avances en igualdad: "Por primera vez en 42 años, la CEV puede presumir de la presencia de mujeres como vicepresidentas".

Contador

Para leer más


Lo más leído en C. Valenciana