15 de octubre de 2019
22 de julio de 2019

Puig apela a la responsabilidad de todos los progresistas para que haya un gobierno "decente"

Puig apela a la responsabilidad de todos los progresistas para que haya un gobierno "decente"
El presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, llega a la primera sesión del debate de investidura del candidato socialista a la Presidencia del Gobierno.ÓSCAR J.BARROSO - EUROPA PRESS

MADRID, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

El 'president' de la Generalitat Valenciana y líder del PSPV-PSOE, Ximo Puig, ha asegurado este lunes que "todos los diputados progresistas" del Congreso pueden "abrazar" el discurso de investidura del presidente en funciones y candidato socialista, Pedro Sánchez, por lo que ha pedido su apoyo para que haya un gobierno "decente" en España.

"Bloquear el gobierno sin ofrecer una alternativa es una gran irresponsabilidad", ha advertido a preguntas de los periodistas en los pasillos del Congreso tras la intervención inicial de Sánchez en el debate de investidura.

Puig ha alabado su propuesta como "sensata, abierta, no sectaria, avanzada, inclusiva, europeísta, feminista y cohesionadora territorialmente", un discurso "que ilusiona porque de verdad da respuesta a los grandes problemas de este país". "Los diputados progresistas tienen que estar convencidos de que este es el camino", ha aseverado, para lo que ha asegurado tener "todas las esperanzas" en que la investidura saldrá adelante.

En este contexto, ha avisado que los grupos tienen que decidir "si vuelven a impedir que haya un gobierno o lo facilitan y se inmiscuyen realmente en la gobernanza". "Sinceramente", ha sostenido que no entendería que no saliera una propuesta como la que ha presentado Sánchez.

"España se merece un gobierno y la Comunitat Valenciana se merece un gobierno. No es posible que se dificulte lo que han dicho los ciudadanos: un gobierno progresista, abierto y que haya gobierno ya, es una exigencia. Los ciudadanos no se equivocan", ha defendido.

Eso sí, ha reconocido que la realidad aritmética hace que "se tenga que mirar de una manera amplia la gobernanza" y sean necesarios los pactos. Ante el posible acuerdo con Unidas Podemos, ha recalcado que el electorado dijo "con total claridad" lo que quiere en las elecciones generales del pasado 28A.

Pero ha puntualizado que "si hubieran querido un gobierno de mayoría absoluta lo hubieran dicho". "Hay que entender el mensaje, pero tampoco una minoría puede intentar doblar a la mayoría. Lo razonable es lo razonable", ha enfatizado.

UN ÚNICO GOBIERNO

Bajo este prisma, y poniendo como ejemplo al acuerdo del Botànic II entre PSPV, Compromís y Unides Podem, el presidente valenciano ha hecho hincapié en la importancia de que "tiene que haber un único gobierno" y en que "no puede haber distintas voces", ya estén los partidos en el ejecutivo o lo hayan apoyado desde el parlamento.

Y sobre si el acuerdo de la Generalitat puede servir de "lección" en España, Puig ha defendido que "no se trata de dar lecciones porque cada ámbito tiene su singularidad". Ha reiterado que en la Comunitat Valenciana era posible conformar "un gobierno claramente de mayoría progresista", mientras ha rechazado la política de confrontación y fronterización, "de impedir que España tenga gobierno". "Nos estamos jugando mucho", ha avisado.

Respecto a un "enfado" en la confluencia de Pablo Iglesias por una posible oferta de cargos y no ministerios, Puig ha remarcado que él no está en las negociaciones y ha confiado en que Sánchez "sabrá de verdad adecuar la propuesta de gobierno a la propuesta política que ha hecho".

CONFÍA EN EL APOYO DE COMPROMÍS

En clave autonómica, ha vuelto a defender que el nuevo Gobierno tiene que "hacer a la Comunitat Valenciana el caso que se merece", para lo que ha subrayado que "Sánchez ha explicitado claramente que una de las partes fundamentales --de su propuesta-- es la financiación autonómica". También ha advertido que "cualquier recorte actúa directamente contra el Estado del Bienestar".

Y sobre la petición de Compromís a Sánchez --de no apoyarle en el Congreso si no reforma la financiación--, Puig ha asegurado que se trata de un "requisito compartido" y algo que "Sánchez ha explicitado en muchísimas ocasiones". "No hay ningún tipo de problema, todo lo contrario", ha remachado.