20 de junio de 2019
12 de junio de 2019

Puig pide el respaldo para poner la Comunitat "en la Europa del XXI" con un gobierno "de valores"

Insiste en la financiación autonómica, pone en valor el autogobierno, la lucha contra el cambio climático y pide "buena política"

Puig pide el respaldo para poner la Comunitat "en la Europa del XXI" con un gobierno "de valores"
JORGE GIL - EUROPA PRESS

VALÈNCIA, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Generalitat Valenciana en funciones y aspirante a la reelección, Ximo Puig, ha solicitado este miércoles a los grupos políticos de Les Corts Valencianes su confianza para presidir un Consell que "sitúe definitivamente a la Comunitat en la Europa del siglo XXI", un gobierno que "es y será de valores" y en el que él mismo promete defender una forma de hacer política que "rechaza el marco del ruido, la confrontación y la desconfianza" y que "antepone la solidaridad al egoísmo individualista y la generosidad al interés particular".

Así lo ha asegurado en su discurso de investidura, que ha arrancado poco después de las 10.00 horas en el Palau dels Borja y después del acuerdo in extremis alcanzado por los tres socios que darán forma al Botànic II: PSPV, Compromís y Unides Podem. Tras su intervención, de unos 45 minutos, los tres grupos han aplaudido al 'president', que ha correspondido con un saludo y se ha abrazado con la vicepresidenta en funciones y líder de Compromís, Mónica Oltra.

La intervención ha comenzado con un recuerdo a la última víctima de violencia machista en la Comunitat, anunciando que si es reelegido convocará el pacto contra la violencia de género para reafirmar e intensificar "el combate común por la dignidad". Puig ha planteado entre las medidas garantizar que el turno de oficio ofrezca un servicio especializado exclusivo para estas víctimas y la reserva de viviendas públicas para que puedan rehacer sus vidas.

Tras esa referencia, Puig ha destacado que el 28 de abril los valencianos apoyaron con sus votos la continuidad del cambio iniciado en 2015 y ha puesto en valor el trabajo hecho por el Botànic I en los últimos cuatro años, pasando "del paradigma de la corrupción al de la solidaridad, de la crispación a la convivencia". "Hemos levantado la hipoteca reputacional entre todos", ha celebrado.

Así, aunque ha admitido que se podrían discutir políticamente las medidas implementadas, lo que no se puede "impugnar" son los datos objetivos, indicadores sociales y económicos que ha repasado hasta concluir que la Comunitat "está mejor" aunque queda "mucho por hacer" en empleo, precariedad laboral, listas de espera, desahucios, vivienda, barracones, o despoblación. En este punto, ha avanzado que el diálogo social será "la clave de bóveda" esta legislatura y la próxima semana convocará si es elegido una reunión para relanzarlo, con una estrategia de cuatro años en el horizonte 2030.

También ha lanzado la propuesta de un Plan de Garantía Social y Empleo Digno para evitar "los contratos fraudulentos, impedir el abuso de la contratación a tiempo parcial y luchar contra la desigualdad salarial, la economía sumergida y la siniestralidad laboral".

Puig ha recordado que los valencianos "no caminan solos" y se ha referido a las repercusiones del Brexit sobre los intereses valencianos vinculados al turismo y la exportación, como también a la relación con el gobierno español. Ha incidido en que la recentralización no es positiva para los territorios periféricos ni es "inteligente" en términos de eficiencia, y ha defendido el autogobierno.

LA FINANCIACIÓN SERÁ "PRIORIDAD ABSOLUTA"

También ha reivindicado la reforma del sistema de financiación autonómico, urgiendo "un acto de justicia con el 10% de la población española", y ha avanzado que recordarán esta reclamación al presidente del Gobierno "desde el momento cero", ya que será "guía, norte y prioridad absoluta esta legislatura". También reclamará las inversiones acordes al peso poblacional, el impulso del Corredor Mediterráneo, el "irrenunciable" trasvase Tajo-Segura y la defensa de la citricultura valenciana.

El 'president' en funciones ha planteado un proyecto de progreso basado en tres principios (crecimiento, igualdad y democracia), que enmarcan -ha resaltado- los seis ejes de acción del programa que han negociado los tres socios en las últimas semanas. Ha dado las gracias "a todos los que han trabajado estos días intensos para profundizar, mejorar y ampliar el cambio iniciado en 2015".

Ha mostrado la apuesta por el crecimiento basado en la innovación, el empleo estable y mejor remunerado y el respeto al medio ambiente, y ha propuesto un pacto social por la innovación con los agentes sociales y las universidades, que incluirá un Plan de digitalización para empresas y una Estrategia Valenciana de Inteligencia Artificial.

También ha planteado una reforma "en profundidad" de la administración pública con una nueva ley de función pública, una nueva Escuela Valenciana de Administración Pública y la Oficina de Simplificación Administrativa, además del "reseteo" de la oficina en Bruselas para captar fondos comunitarios.

Puig ha asegurado que esta debe ser "la legislatura de la Formación Profesional", adaptándola a las necesidades de las empresas y los sectores emergentes, ha afirmado que al final de la legislatura todos los niños de 2 años tendrán plaza en un centro público y se acabará con el Plan Edificant.

Además, también en el ámbito social, se impulsará una ley para proteger los derechos de las personas mayores, se ampliarán las prestaciones sanitarias a ámbitos como la atención bucodental preventiva, se implantará una oficina de control de la demora para reducir las listas de espera en sanidad y se desarrollará la ley por la función social de la vivienda.

DECLARACIÓN DE EMERGENCIA CLIMÁTICA

Ha dedicado un apartado a la lucha contra la emergencia climática y ha propuesto a Les Corts que declaren esa emergencia en la Comunitat. Además, ha avanzado que el Botànic II plantea medidas como una Ley de Cambio Climático y Transición Ecológica, una Ley de Economía Circular, una Ley de Bienestar Animal, un Centro de Control de la Contaminación Atmosférica, un Pacto por los Bosques Valencianos o la Estrategia Valenciana del Agua.

También ha deslizado algunas medidas en aras de la transparencia y contra la corrupción entre ellas el fortalecimiento de la agencia antifraude y una Ley de Gobierno Abierto, y también ha anunciado la creación del banco de ADN de la Generalitat para la identificación de las personas víctimas de la dictadura franquista y de los bebés robados.

El candidato ha reservado la última parte de su discurso para lanzar a los presentes una petición, la de hacer "buena política" y avanzar a una sociedad valenciana "ejemplo de convivencia".

"PACTAR NO ES TRAICIONAR"

"La democracia es geometría, no teología; podemos tener muchas diferencias, pero nos debe unir algo fundamental, las reglas del juego de la democracia. Y nos unen Les Corts, que son las que permitirán construir los consensos en las grandes cuestiones. Porque la dinámica del acuerdo es imprescindible, pactar no es traicionar", ha resaltado.

Ha subrayado que en los últimos cuatro años la forma de hacer política ha estado basada "en el respeto, la serenidad y el diálogo" y ha recordado que los ciudadanos les han elegido "para intentar resolver los problemas, no para provocar más". Esa es una señal del respeto que nos debemos y que no debemos olvidar nunca", ha dicho, resaltando que las actitudes de los responsables políticos, sus palabras y sus actos "no son inocuos".

Contador

Lo más leído en C. Valenciana