8 de marzo de 2021
25 de mayo de 2014

Retrasos, ausencias y pintadas, pocas anécdotas de una jornada electoral pasada por granizo en Vilafranca

Retrasos, ausencias y pintadas, pocas anécdotas de una jornada electoral pasada por granizo en Vilafranca
PICASA

VALENCIA, 25 May. (EUROPA PRESS) -

La jornada electoral se ha vivido con tranquilidad y ausencia de incidentes en la Comunitat Valenciana con las únicas anécdotas de retrasos en la constitución de algunas mesas por ausencias de sus miembros y una fuerte granizada que ha caído en la localidad castellonense de Vilafranca, que ha dejado las calles teñidas de blanco, con hasta 20 centímetros de granizo, lo que ha obligado al Ayuntamiento a movilizar palas para limpiar los accesos a los colegios electorales.

De hecho, la delegada del Gobierno, Paula Sánchez de León, ha subrayado en un comunicado que solo ha habido "mínimas incidencias, todas ellas subsanadas, tales como retrasos en los componentes de las mesas, existencia de propaganda electoral, algunas pintadas o falta de documentación".

Tras el cierre de los colegios electorales, --el último de ellos a las 20.55 horas-- EUPV ha denunciado que interventores del PP y PSPV estaban intentando declarar nulos votos a su partido por diferencias en los sobres, cuando "es doctrina asentada de la Junta Electoral Central que las diferencias en papeletas y sobres distribuidos por partidos políticos no son motivo de nulidad", según ha apuntado la formación.

En relación con este hecho, representantes de Compromís han lanzado en sus cuentas de Twitter el mensaje a sus interventores de que el "derecho a voto está por encima de todo". "Lo que importa es la papeleta. Demos apoyo a las papeletas de Esquerra Unida", señalan.

Otra de las incidencias detectadas se ha localizado en colegios de la provincia de Valencia, donde han aparecido pintadas instando a la abstención, al voto nacionalista o pidiendo apoyos al movimiento comunista.

RECLAMACIONES A LA JUNTA

Además, se han interpuesto reclamaciones por distintas actuaciones detectadas en localidad de la Comunitat. Así, en Gandia (Valencia), la Junta Electoral ha obligado a retirar de la circulación "de forma inmediata", tras una denuncia del PSPV, una furgoneta del PP que estaba circulando con propaganda electoral por la localidad.

En el municipio de Algemesí, el PSPV ha interpuesto tres reclamaciones a la Junta Electoral ante los hechos vividos en un colegio electoral en el que, según los socialistas, un concejal y un miembros del PP "han llamado a la puerta de la residencia de ancianos" y "han ido llevando a los residentes, muchos de los cuales mostraban claras dificultades para andar o incluso iban en silla de ruedas, a votar".

En cuanto al inicio de la jornada, en Catarroja (Valencia) se ha retrasado la constitución de una de las mesas electorales por la ausencia de un vocal; en Vila-real (Castellón), un interventor ha solicitado el acta de constitución de la mesa y ante la negativa del presidente ha colocado una carpeta en la urna lo que ha paralizado un par de minutos la votación hasta que tras consultar a la Junta se le ha enseñado el documento y se ha reanudado la actividad.

También en Castellón, en Vall d'Uixó un ciudadano ha entrado en un colegio vistiendo una camiseta con el anagrama del Partido Comunista por lo que el presidente de la mesa ha consultado a la Junta de Zona pero no ha habido ningún incidente y la votación se ha desarrollado con normalidad

En Benidorm (Alicante), se ha registrado un incidente motivado por el retraso, "de casi una hora", de la presidenta de una de las mesas electorales, en el colegio Sierra Helada. En este caso, la persona que ha asumido esa función durante la ausencia de la designada inicialmente ha decretado prolongar el horario --de apertura de esa mesa-- en 55 minutos.

Igualmente, en la localidad alicantina de Monforte del Cid se tuvo que suspender la votación durante media hora en una mesa por dudas sobre la validez de algunos votos depositados. La Junta Electoral de Zona les ha dado validez y se ha decidido aumentar en media hora el horario de votación para esa mesa.

APERTURA DE DILIGENCIAS

Otra anécdota de la jornada ha sido la apertura de diligencias por parte de la Guardia Civil por infracción de la ley electoral contra una mujer, suplente de presidenta de una mesa electoral en un colegio del municipio alicantino de Granja de Rocamora que se negaba a abandonar la sala pese a que la persona designada como titular había comparecido.

Sánchez de León ha agradecido la labor de todas las personas "que han contribuido para que haya imperado la normalidad democrática", según ha informado la Delegación. "En especial de los ciudadanos que han cumplido con su papel en las mesas electorales, del personal de las administraciones, de los agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y de los voluntarios de Cruz Roja", ha dicho.

En este sentido, ha destacado "la ausencia de incidencias graves y una participación hasta las 18.00 horas, muy similar a la de los comicios electorales de 2009". La delegada del Gobierno ha resaltado que la jornada electoral "ha transcurrido con normalidad" y a las 9.00 horas, se había constituido el 99,97 por ciento de las mesas electorales, el cien por cien antes de las 10.00.

SERVICIO DE TRANSPORTE GRATUITO

Un total de 176 personas han solicitado el servicio de transporte gratuito, habilitado por la Delegación del Gobierno, en colaboración con Cruz Roja, para quienes por motivos de edad, enfermedad o por hallarse impedidos, han necesitado ser trasladados para ejercer su derecho a voto. Del total de estas solicitudes, 102 han procedido de domicilios particulares y 74 de centros hospitalarios. Por provincias, 64 traslados corresponden a la de Alicante, 16 a la de Castellón y 96 a la de Valencia).

El censo electoral de la Comunitat para estos comicios ha sido de 3.669.070 personas (Alicante, 1.294.658; Castellón, 425.595 y Valencia, 1.948.817) frente a las 3.593.446 de 2009, es decir, un 2,1 por ciento más.

La Comunitat Valenciana ha contado con un total de 2.214 colegios electorales (711 en Alicante, 346 en Castellón y 1.157 en Valencia) y 5.568 mesas (2.178 en Alicante, 579 en Castellón y 2.811 en Valencia). De estas últimas, 5.270 han dispuesto de una tablet para la transmisión de datos de participación y de escrutinio, es decir, un 95 por ciento.