2 de octubre de 2020
13 de agosto de 2020

Ocio nocturno limitado a la 1.30 y reuniones hasta 15 personas solo en València

Ocio nocturno limitado a la 1.30 y reuniones hasta 15 personas solo en València
Varias personas pasean por las inmediaciones de las obras de la plaza del Ayuntamiento de Valencia - ROBER SOLSONA - EUROPA PRESS


VALENCIA, 13 (EUROPA PRESS)

La Conselleria de Sanidad ha decretado a partir de este viernes una serie de limitaciones exclusivas para la ciudad de Valencia durante dos semanas. Bares, restaurantes y discotecas y pubs tendrán que cerrar a la 1.30 horas, mientras que las reuniones de familiares y amigos quedan limitadas a un máximo de 15 personas.

Según ha anunciado la consellera Ana Barceló en rueda de prensa, las restricciones responden al crecimiento de los brotes en Valencia, que ya concentra el 35% del total en la Comunidad Valenciana hasta 63 de los 180. "En Valencia estamos perdiendo la trazabilidad y no se sabe cuál es el paciente cero porque hay movilidad", ha justificado.

Aunque en principio las prohibiciones son solo para la capital, "no quiere decir que en los próximos días no puedan extenderse a otras ciudades o provincias", ha avisado. Son medidas que afectan a los ámbitos donde se concentran los brotes de las últimas semanas.

Todas entran en vigor este viernes, 14 de agosto, con su publicación en el Diari Oficial de la Generalitat (DOGV) y serán de aplicación durante 14 días naturales hasta prácticamente final de mes. Son algunas de las que se incluían en la fase 2 de desescalada, aunque no todas, y están adoptadas "en base a estudios epidemiológicos y recomendaciones de especialistas para contener la situación".

Una de las principales restricciones es que las reuniones en el ámbito social de carácter privado no podrán exceder de 15 personas, tanto para familiares como para amigos, ya que Sanidad viene detectando que son los espacios de mayor incidencia por la relajación y la confianza.

DIEZ PERSONAS POR MESA O GRUPOS DE MESAS

En la hostelería, todos los establecimientos de Valencia deberán asegurar la distancia de 1,5 metros entre personas situadas en diferentes mesas --entre comensales y no solo entre las mesas como hasta ahora-- y la ocupación será de un máximo de diez personas por mesa o agrupación de mesas. "La distancia no se está respetando entre comensales y queremos que se mantenga", ha recalcado Barceló.

Los bares y restaurantes de Valencia deberán cerrar a la 1.30, al igual que las discotecas y locales de ocio nocturno. No podrán tener pista de baile, aunque se podrán colocar mesas con la distancia requerida hasta el límite del 60% del aforo.

Al mismo tiempo, el botellón o consumo colectivo de alcohol en las calles de Valencia queda declarado como "situación de insalubridad", de modo que no estará permitido como hasta ahora.

En los hoteles y alojamientos turísticos, las zonas comunes tendrán un tope del 60% de capacidad máxima de aforo y las actividades grupales quedarán limitadas a 25 personas.

De la misma forma, en las actividades culturales al aire libre, el aforo no podrá superar el 60% y la mascarilla será obligatoria aunque se pueda guardar la distancia. En los conciertos al aire libre la distancia también deberá ser de metro y medio.

VISITAS SUSPENDIDAS EN RESIDENCIAS

En las residencias de mayores quedarán suspendidas las visitas al centro y las salidas de los usuarios, siempre manteniendo las excepciones por razones sanitarias o criterios médicos. Esta restricción está "por supuesto consensuada" con la vicepresidenta y consellera de Políticas Inclusivas, Mónica Oltra. "Estamos en contacto permanente", ha subrayado Barceló en relación al nuevo protocolo para las residencias publicado esta semana.

En general, la consellera ha asegurado que la resolución se ha trasladado al alcalde de Valencia, Joan Ribó, que "evidentemente se ha mostrado colaborativo y considera que son medidas acertadas", por lo que ha agradecido su disposición para el control que se tiene que llevar a cabo a partir de este viernes, especialmente durante la noche.

"Los datos son lo suficientemente elocuentes para darnos una imagen de la evolución de contagios en Valencia, que ha ido creciendo en las últimas semanas", ha advertido, para destacar el control de los brotes "en la medida de los posible" gracias a los rastreadores. Lo ha achacado en parte al turismo, ya que "es difícil saber la procedencia de los casos" sobre todo si los viajeros han pasado por varios países.

Para que se cumplan todas las medidas, Barceló ha apelado a que la ciudadanía sea "consciente de que hay profesionales velando por su salud" y a la responsabilidad de los empresarios, "ya sean hoteleros, hosteleros, bares y restaurantes y, por supuesto, zonas de ocio".

SE ESTUDIA LA PROHIBICIÓN DE FUMAR

Más allá de estas limitaciones, ante la prohibición de fumar en la calle si no hay distancia decretada por Galicia y Canarias, la Generalitat está "estudiándolo" por parte de la dirección general de Salud Pública. "Cuando se adopte decisión, habrá que adaptarla, ponerla en funcionamiento y estudiar muy bien cómo se lleva a cabo", ha remarcado la consellera.

Para leer más