10 de abril de 2020
27 de junio de 2018

Seis grandes esculturas de Tony Cragg desafían al agua y a la gravedad en la Ciudad de las Artes

La Fundación Hortensia Herrero comprará una de las piezas para la ciudad, que se instalará en el Puente de Monteolivete

Seis grandes esculturas de Tony Cragg desafían al agua y a la gravedad en la Ciudad de las Artes
FUNDACIÓN HORTENSIA HERRERO

VALÈNCIA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

Un total de seis esculturas del prestigioso creador inglés Tony Cragg (Liverpool, 1949) se alzan en la Ciudad de las Artes y las Ciencias de València --cuatro de ellas sobre la lámina de agua, algo inédito hasta el momento en la carrera de este autor-- estableciendo un "diálogo muy positivo" entre la obra y la arquitectura de un espacio que "desafía a la gravedad".

La Fundación Hortensia Herrero impulsa esta muestra, que se va a inaugurar en un acto con la presidenta de esta entidad, Hortensia Roig, el propio artista y unos 400 invitados previstos.

Hasta el 4 de noviembre de 2018 se podrán contemplar estas seis esculturas, tres de ellas realizadas expresamente para la exposición, en distintos enclaves del complejo. En concreto, cuatro se sitúan sobre el agua en diversos estanques del recinto, una novedad para Cragg, puesto que este artista nunca había expuesto sus obras en una lámina de agua.

Las piezas están realizadas en diversos materiales como el bronce, el acero y la fibra de vidrio y, en cuanto a las dimensiones, algunas sobrepasan los seis metros de altura y las 4 toneladas de peso

Cragg subraya que la parte "más excitante" de su trabajo es "cuando tienes una idea de hacia dónde quieres ir y finalmente llegas a un resultado totalmente distinto que no fuiste capaz de anticipar".

Asimismo, el autor comenta que sus trabajos tienen muy diversos puntos de vista y el espectador debe "darles la vuelta para verlas completamente". Asimismo, resalta la importancia de los materiales en un producción y llega a afirmar: "Yo pienso a través los materiales".

Sobre el escenario de esta exposición al aire libre, el escultor considera que la Ciudad de las Artes es un buen entorno donde se ha establecido un diálogo "muy positivo" entre su obra y la arquitectura de este lugar que, a su parecer, "desafía a la gravedad". También califica de interesante el efecto del reflejo de la escultura en el agua.

Por su parte, según Hortensia Roig, el origen de esta muestra está en el "flechazo" que sintió la primera vez que vio una obra de Cragg. En estos momentos, este autor tiene una exposición que acaba de inaugurar en Park Avenue en Nueva York pero, como señala la mecenas y vicepresidenta de Mercadona, los valencianos no tienen que desplazarse para conocer la obra del artista, sino que pueden disfrutar en su ciudad de una selección.

TOMA EL RELEVO A VALDÉS

La exposición de Tony Cragg en este espacio toma el relevo de la realizada el año pasado por Manolo Valdés. También al igual que en aquella ocasión, Hortensia Herrero comprará una de las esculturas para donarla a la ciudad. La ubicación será una pequeña isleta que hay en uno de los extremos del Puente de Monteolivete. Por otra parte, está previsto que haya otra exposición el año que viene, que cerrará un ciclo de tres años.

Tonny Cragg está considerado el referente del resurgir de la escultura británica de los 80 y uno de los más icónicos, lo que le ha hecho merecedor de todo tipo de galardones internacionales. Su trabajo se caracteriza por el uso de muy variados materiales como son la piedra, la madera, el aluminio, el bronce, el acero o el plástico que convierte en formas orgánicas.