17 de septiembre de 2019
  • Lunes, 16 de Septiembre
  • 21 de agosto de 2014

    La Unió estudia la posibilidad de realizar actos de protesta la próxima semana por el veto ruso a las exportaciones

    La Unió estudia la posibilidad de realizar actos de protesta la próxima semana por el veto ruso a las exportaciones
    EUROPA PRESS

    VALENCIA, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

    La Unió de Llauradors y el resto de organizaciones que forman la Unión de Uniones estudian la posibilidad de realizar actos de protesta a lo largo de la próxima semana porque considera que las soluciones planteadas por parte de las autoridades comunitarias, españolas y autonómicas para paliar las consecuencias del veto ruso a las exportaciones "no son suficientes para paliar las consecuencias".

    En un comunicado, la Unió ha sostenido que la facturación anual que la Comunitat Valenciana realiza con sus envíos a Rusia de cítricos, caquis y granadas --los tres sectores que se pretende tengan también ayudas por el veto-- es de unos 67 millones de euros, de los que 38 millones de euros corresponden a cítricos, 16 al caqui y 13 a ka granada, de acuerdo a los últimos datos disponibles de 2013 en la exportación de esos cultivos a territorio ruso.

    De esta manera, la organización explica que la elevada suma económica que supone dejar de perder esa cuota de mercado "refuerza aún más si cabe las demandas del sector para incluir estos cultivos dentro de las ayudas que va otorgar la Unión Europea en compensación a los productores por el veto ruso".

    "Tanto las autoridades de la Unión Europea como el Ministerio de Agricultura o la Generalitat Valenciana han de ser conscientes de la importancia de incorporar a estos cultivos, así como cualquier otro que pudiera verse afectado", ha exigido.

    En esta línea, el secretario general de la Unió, Ramón Mampel, ha señalado que aunque no están en campaña de estos productos, si llegamos a la misma sin tener aseguradas esas compensaciones, "mucho nos tememos que tendremos complicaciones y al final nos quedaremos sin ayudas", ha alertado y ha insistido en que "no es tan fácil conquistar nuevos mercados con la competencia tan brutal que hay y si no se mandan a Rusia, a ver lo que hacemos con ellas y sin compensaciones por las mismas".