12 de noviembre de 2019
  • Lunes, 11 de Noviembre
  • Domingo, 10 de Noviembre
  • Sábado, 9 de Noviembre
  • Viernes, 8 de Noviembre
  • 15 de octubre de 2019

    El director de cine francés Cédric Klapisch: "En Cataluña hay un luto histórico que no se ha resuelto bien"

    Klapisch estrena en España el 25 de octubre su nuevo filme, 'Tan cerca, tan lejos'

    El director de cine francés Cédric Klapisch: "En Cataluña hay un luto histórico que no se ha resuelto bien"
    El director de cine francés Cédric Klapisch posa antes de su entrevista con Europa Press en el Hotel Urso por su nueva película "Tan cerca, tan lejos", en Madrid a 15 de octubre de 2019.EDUARDO PARRA - EUROPA PRESS

    MADRID, 15 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El cineasta francés Cédric Klapisch considera el "conflicto" entre España y Cataluña va más allá de "problemas geográficos" porque, a su juicio, en Cataluña hay "un luto histórico que no se ha resuelto bien" y asegura que ha conocido una España "más unida".

    Así lo ha asegurado en una entrevista con Europa Press con motivo del estreno de su nueva película 'Tan cerca, tan lejos', que llega a los cines españoles el próximo 25 de octubre de la mano de Vértigo Filmes, en la que ha abogado por "resolver el luto" para que "no siga planeando".

    "Las diferencias siempre han existido y siempre existirán, el tema es cómo las vive cada uno", ha apostillado.

    Klapisch aborda en su nuevo filme, protagonizado por Ana Girardot y François Civil, una historia que combina redes sociales, relaciones amorosas y enfermedades mentales con el objetivo de hacer "un retrato" de la época actual, influenciada por "la gran mentira" que hay detrás de "la gente feliz" de Facebook o Instagram.

    En esta comedia romántica, Remy y Mélanie, dos jóvenes treinteañeros que viven en el mismo distrito de París, buscan huir de la soledad de las grandes ciudades, por lo que acuden a un psicólogo para resolver sus problemas para relacionarse. Ella, se decanta por el uso de aplicaciones para encontrar pareja, mientras que él lucha contra un episodio depresivo tratando de encontrar una conexión con alguien cercano.

    En este sentido, Klapisch ha subrayado que, según le explicaron diversos psicólogos durante el proceso de documentación para la película, el número de pacientes ha aumentando con el apogeo de las redes sociales, así como que el uso de las mismas ha dado lugar a múltiples patologías nuevas.

    "Antes te separabas de alguien y no pasaba nada, ahora te vuelves a encontrar con esa persona a través de Facebook y otras redes sociales. Todo esto está dando lugar a situaciones dramáticas y la ansiedad de la gente va en aumento", ha destacado.

    Asimismo, ha señalado que, a pesar de que las enfermedades mentales asociadas a las redes sociales cada vez son más comunes, acudir a un psicólogo sigue siendo un "tabú" porque se percibe como "una confesión y un reconocimiento de debilidad".

    "LA EUROPA ACTUAL ES MÁS INDIVIDUALISTA QUE HACE 20 AÑOS"

    El director francés considera que la modernidad es "una forma de vida que favorece la frialdad en las relaciones" porque, en su opinión, actualmente la gente está "más replegada en sí misma" y ha perdido "la noción de convivialidad".

    Además, considera que la europa actual es "mucho más individualista" que hace 20 años y "lo moderno" tiende a fabricar una "actitud de frialdad", aunque asegura que en España el "sentido de la convivialidad" está "más presente" que en Francia.

    Sin embargo, no tacha a las redes sociales del "gran mal" de la sociedad porque opina que el problema está en el exceso y el abuso de ellas, así como en el fenónemo de la "realidad aumentada" que se muestra en ellas y que "no corresponde" a la vida real.

    "Las redes sociales son como el vino: puede dar lugar a una borrachera, que no está mal, pero el alcoholismo sí es un problema. Lo que intento mostrar en la película es esa publicidad de las realidad, porque las redes sociales no están mal si uno tiene un sentido claro de lo que es la realidad", ha resaltado.

    De este modo, ha aclarado que no pretende "portar una mirada negativa" sobre las redes, al tiempo que ha indicado que su "gran peligro" está especialmente en las relaciones entre los jóvenes porque son una parte de la sociedad "enganchada a todo lo que no sea la realidad".

    Klapisch ha resaltado que otra de las grandes temas presentes en su nuevo largometraje es la de la soledad de las grandes ciudades porque sostiene que resulta "paradójico" estar rodeado de mucha gente, como ocurre en ciudades como París o Madrid, y sentirse solo.

    "Es cierto que se habla de nuestra época como una era súper conectada. Estamos conectados con todo lo que pasa, pero de una manera mediatizada y no es tanto el tener una relación con todos, sino una más estrecha con la gente cercana", ha subrayado.

    El cineasta ha adelantado que no habrá segunda parte de 'Tan cerca, tan lejos' porque cree que lo importante del filme es que se trata de "un juego con el espectador", de dejarle "con algo en la cabeza" al final de la película. Asimismo, no descarta venir a España, "un país muy logrado", para rodar futuros proyectos, ya que ha confesado que le "encanta" la "mezcla de locura y sabiduría" de los españoles.

    Contador

    Lo más leído en Cultura