30 de mayo de 2020
23 de enero de 2008

Baloncesto/Euroliga.- Plaza cree que tienen que aplicar "la mejor defensa" y hacer "un buen partido" ante el Roanne

MADRID, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

Joan Plaza, técnico del Real Madrid, cree que su equipo tendrá que aplicar "la mejor defensa" y hacer "un buen partido" para derrotar al Chorale Roanne en el encuentro correspondiente a la penúltima jornada de la primera fase de la Euroliga, y en el que se juegan seguir con opciones de acabar primeros del grupo C.

"Deberemos aplicar nuestra mejor defensa para tratar de frenarles", explicó Plaza, consciente de que el Chorale apurará sus "escasas posibilidades" de meterse en el 'Top 16' y recordó que los franceses han perdido por "márgenes muy cortos" ante el AXA Barcelona, el Partizán y el Fenerbahce. "No podemos confiarnos", señaló.

Además, Joan Plaza valoró la posibilidad de que el Real Madrid opte a ser cabeza de serie, que en caso de victoria mañana, se lo jugaría contra el poderoso Panathinaikos. "Nos gustaría tener la oportunidad de competir por ser uno de los equipos cabeza de serie de cara al 'Top 16' hasta la última jornada que se disputa en Madrid. Para conseguirlo primeramente debemos hacer un buen partido ante el Roanne", reveló.

Asimismo, el entrenador catalán destacó del campeón galo a Marc Salyers, "el máximo anotador de la competición y uno de los más importantes en muchas otras facetas del juego", recordó.

SEKULIC: "NINGÚN PARTIDO DE EUROLIGA ES FÁCIL"

Por otro lado, el pívot del Real Madrid Blagota Sekulic cree que ningún partido es "fácil" en Euroliga. "En la Euroliga no hay ningún partido fácil y éste no será una excepción. Necesitamos ganar nuestros dos próximos compromisos para poder optar al liderato del grupo", matizó el jugador.

"Todavía tenemos posibilidades de quedar primeros y debemos apurar todas nuestras opciones. La clave del partido será la defensa sobre Marc Salyers, su mejor anotador", recalcó Sekulic, que sostiene además, que se deberán "emplear a fondo" con el resto de jugadores porque les pueden "hacer daño" desde otras zonas de la cancha.