3 de diciembre de 2020
27 de junio de 2006

Fútbol/Mundial.- Ronaldo se convierte en el máximo goleador en la historia de los Mundiales

Acumula 15 dianas, una más que el alemán Gerd Müller

BERLÍN, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El delantero brasileño del Real Madrid Ronaldo Nazario de Lima se convirtió hoy en el máximo goleador de la historia de los Mundiales, después de firmar ante Ghana su decimoquinto tanto, uno más que el alemán Gerd Müller.

Ronaldo necesitó sólo cuatro minutos para burlar la vigilancia de la defensa de Ghana, aprovechar un sensacional pase en profundidad de Kaká y driblar a Kingson con una excelente 'bicicleta'. El delantero del Real Madrid suma así su tercer gol en este Mundial, después de los dos que anotó ante Japón.

El internacional carioca disputa su cuarto Mundial, tras los jugados en Estados Unidos 94', donde no jugó ni un minuto, Francia 98', designado mejor jugador de la competición, y Corea y Japón 02', 'pichichi' con ocho dianas.

El astro brasileño ha necesitado una participación más que Müller para alcanzar tan codiciada cifra, ya que el delantero alemán anotó los 14 goles en sus dos únicas participaciones. Con cuatro goles en el Mundial de Francia, y con ocho en Corea, donde fue el máximo goleador del torneo, Ronaldo ha superado entre otros a Jurgen Klismann (11), a Sándor Kocsis (11) o a Just Fontaine (13).

Ronaldo alcanza ya los 63 goles en 103 partidos mundialistas con la elástica carioca, todavía lejos de los 95 anotados por Pelé en 114 partidos.

UNA PREPARACIÓN 'MOVIDA'.

Ronaldo consigue este récord pese a no ser su mejor temporada con el Real Madrid, con el que marcó 14 goles en la liga, y pese a no llegar en su mejor forma física. A lo largo de todo el año sufrió numerosas lesiones que le apartaron de los terrenos de juego, en especial los dos últimos meses de competición.

Incluso la concentración previa al primer partido ante Croacia no fue lo más 'apacible' para el delantero brasileño. Sus salidas nocturnas en plena preparación en Suiza, unas llagas en las plantas de sus pies provocadas por sus botas nuevas que le imposibilitaron entrenar un par de días y un leve proceso febril que padeció le impidieron llegar al cien por cien al Mundial.

Por último, Ronaldo también se enroló en un pequeño enfrentamiento con el presidente del Gobierno de su país, Lula Da Silva, que preguntó a Parreira, técnico de la selección, si el delantero "estaba gordo", algo que no gustó al astro, que insinuó que Lula bebía mucho.

Al final, una carta de Lula a Ronaldo, donde se disculpaba, suavizó el cruce de declaraciones y el delantero del Real Madrid se centró definitivamente en su estreno en el Mundial de Alemania, donde ha comenzado superando récords históricos.