29 de marzo de 2020
27 de abril de 2008

Voleibol/Superliga.- (Ampl.) El Drac Palma no falla y conquista el título ante el Unicaja Arukasur

ALMERÍA, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Drac Palma CV Portol no falló y aprovechó su primera oportunidad para proclamarse campeón de la Superliga masculina de voleibol tra sumar el tercer y definitivo punto del 'play-off' final ante el Unicaja Arukasur andaluz.

El conjunto de Marcelo Méndez, que renueva su entorchado liguero por tercer año consecutivo, demostró su superioridad de principio a fin y no dio opciones hoy a su rival al que no ha permitido hacer ningún set imponiéndose en el Palacio de los Deportes del Mediterráneo por 22-25, 23-25, 21-25.

El equipo balear mantuvo la seriedad de los dos partidos anteriores, y obligó a que Unicaja fuera a remolque en el primer y tercer set. El gran trabajo de equipo, los buenos bloqueos y la actuación de Ibán Pérez, nombrado 'MVP' del torneo, propiciaron un triunfo rotundo sobre un conjunto almeriense, que no jugó mal, pero que no supo en ningún momento como contrarrestar el juego visitante.

El tercer encuentro de la gran final de la Superliga Masculina fue intenso y el bloqueo balear y la gran labor de Ibán Pérez fueron claves para dejar sin opciones a los de Axel Mondi, voluntariosos, pero sin sacar rendimiento a sus opciones.

El equipo local comenzó dominando, pero fue poco a poco víctima de sus errores, que ofrecieron a los de Marcelo Méndez el resquicio necesario para meterse en el choque. Construyendo más cómodamente sus ataques, los visitantes tomaron la delantera (14-16), y pese a los esfuerzos de Renato Adornelas, el Drac se hizo con la primera manga por 22-25.

Unicaja Arukasur tardó en entrar en juego en el segundo set, pero supo recuperarse e hizo vibrar a sus aficionados con un buen juego, animado por la labor en el bloque del venezolano Freddy Cedeño. Los de Axel Mondi cogieron cuatro puntos de ventaja, que volvieron dejar escapar producto del acierto de Miguel Ángel Falasca y Pérez, que cerró el set y puso rozando el título al equipo mallorquín.

Pese al golpe, el conjunto andaluz no se quiso rendir, pero cometió el mismo error que en los anteriores parciales. No supo aprovechar su ventaja en el marcador y Drac Palma fue cogiendo confianza para igualar y sentenciar el título por la vía rápida con los puntos de un inconmensurable Ibán Perez.